El candidato independiente al distrito 21 de Ñuñoa y Providencia realizó su lanzamiento de campaña, junto a personalidades como el exministro Yerko Ljubetic, el poeta Raúl Zurita, la actriz Ana María Gazmuri y el director de cine Cristián Galaz.

El exdirigente estudiantil y candidato independiente a diputado, Francisco Figueroa, recalcó la importancia de recuperar los sueños y las voluntades colectivas para transformar la política en Chile, criticando el rol que han tenido los partidos políticos de la Concertación en mantener y profundizar el modelo de país iniciado durante la dictadura.

“La historia de este país no la hacen los buenos para contar plata y metérsela a los bolsillos. La historia la hacen los revoltosos, la historia la hacen los desobedientes, la historia la hacen los rebeldes. Y este es un esfuerzo por proyectar esa rebeldía individual, colectiva y múltiple, para tener así una política distinta”, aseveró Figueroa durante el lanzamiento de su campaña por el Distrito 21 de Ñuñoa y Providencia realizado en el teatro Manuel de Salas.

En la ocasión el postulante del Colectivo Izquierda Autónoma rechazó las posturas de dirigentes del Partido Socialista y enfatizó que “en la concertación Allende no cabe. Lo expulsaron sus propios dirigentes, lo echaron. Hace poquitos días eso hicieron Camilo Escalona y Osvaldo Andrade”.

Por lo mismo el candidato eligió distanciarse de esa mirada de país, argumentando que “Escalona decía que aún teniendo mayorías, hay cambios que no se podían imponer. Y se refería no a cambios tan radicales, se refería demandas como una nueva educación, una nueva constitución… Una cosa es aferrarse a ese presente tan mezquino, tan egoísta, que es pavoroso y que depende de nosotros jubilar. Por eso nosotros queremos recuperar esa esperanza, esa voluntad de crear una fuerza transformadora, amplia, que sabe hacerse las preguntas necesarias, que no impone respuestas, que está abriéndose a la creación permanente de soluciones a los problemas que vivimos todos”.

Figueroa rechazó la mirada de sus contendores que catalogan su opción como un simple testimonio: “Si hay una cosa testimonial ha sido la de querer cambiar esta vieja política desde adentro. Han tenido 20 años para hacerlo y no han podido. Entonces no aceptemos que nos den ese mote y que nos vengan a decir que las luchas sociales de los último años han sido testimoniales, porque han sacudido este país”.

En el recinto ñuñoíno, Francisco Figueroa estuvo acompañado de artistas nacionales como Mauricio Redolés, Ismael Oddó y la banda Los Pata’e Cumbia, además de diferentes personalidades como el poeta Raúl Zurita, el exministro Yerko Ljubetic, la actriz Ana María Gazmuri, el cineasta Cristián Galaz, entre otros, y de diferentes dirigentes de partidos políticos, agrupaciones sociales, gremios y juntas vecinales.

Durante su discurso, el postulante a la Cámara Baja manifestó que “estamos viviendo días muy interesantes. Tiempos de muchos cambios, tiempos en que lo viejo persiste y lo nuevo se asoma, pero todavía no termina de ser. En ese contexto es que nuestras candidaturas de Izquierda Autónoma tienen un sentido y un propósito. En ese contexto de incertidumbre, en ese contexto de un malestar que recorre lugares de estudios, lugares de trabajo, hogares, con el grado de imposición que tiene el negocio sobre nuestras vidas, en ese contexto de descrédito profundo de la clase política, de la transición, en ese contexto en que ad portas de las elecciones lo que debiéramos son soluciones a los problemas nacionales, y lo que vemos son comportamientos sin más perspectiva que los cálculos político-electorales, donde mandan más las calculadores y las encuestas que las ideas y los proyectos, en esa realidad tragicómica, que semana tras semana uno no sabe si reírse o llorar, buscamos contar con la emoción y la fuerza refrescante de nuevas fuerzas sociales que empiezan a pujar por un Chile distinto. Y creemos que se abren grandes oportunidades que como generación no podemos desechar”.