castro-antipánDurante esta semana,  Raúl Castro Antipán declaró haber abandonado la causa de la lucha territorial para unirse a la Dirección de Inteligencia de Carabineros de Chile y trabajar como infiltrado en el movimiento mapuche.

Los hechos, ocurridos durante la administración de la presidenta Michelle Bachelet, fueron relatados en el proceso judicial que se lleva a cabo contra dos menores de edad bajo la Ley Antiterrorista, en el Tribunal de Angol.

Castro Antipán, testigo protegido del Ministerio Público, declaró haber comenzado a realizar labores de informante de Carabineros a partir del 2009. En sus palabras, a cambio, podía lograr “beneficios sobre una detención que tuve en el regimiento de Coyaique por hurto de material de guerra“.

En el audio completo de su declaración, el joven de 23 años explica las razones que lo llevaron a trabajar para Carabineros y la forma en que éstos le enseñaron “técnicas de inteligencia”. La información que entregó a la justicia significó la cárcel para cerca de 14 comuneros mapuche, aunque todos ellos resultaron absueltos.

Los jóvenes comuneros procesados también fueron absueltos tras la declaración de Castro Antipán, quien fue condenado por Ley Antiterrorista pero goza del beneficio de firma mensual para el cumplimiento de su condena.