Coordinadora-Mapuche-Arauco-MallecoRecientemente, la Coordinadora Arauco Malleco (CAM) hizo pública su visión respecto a las intenciones del gobierno de Bachelet y lo expresado por Huenchumilla en su “perdón” al pueblo mapuche, asegurando que no van a confiar “ni en los gestos ni en las palabras de quienes por tantos años han defendido los intereses del empresariado y para ello, utilizando la represión y la persecución a través de la Ley Antiterrorista”.

En una directa declaración, los miembros de la CAM recordaron los vínculos de la nueva administración con la muerte del joven Alex Lemún, la implantación de la Operación Paciencia y los asesinatos de Matías Catrileo y Mendoza Collío.

Además, recordaron los antecedentes políticos de alguno de los nuevos personeros: “no vamos a hacer vista gorda, ni vamos a olvidar el rol que cumplieron Rodrigo Peñailillo como Gobernador de Arauco, José Miguel Insulza como Ministro de Interior, Francisco Huenchumilla como Secretario General de la República y Gustavo Villalobos en la Agencia Nacional de Inteligencia (ANI), el mismo socialista que hoy dirige dicha agencia con cerca de 140 agentes”.

Por otra parte, señalaron que las palabras de Huenchumilla “son comprendidas como la permanente retórica con que los gobiernos de turno intentan sobrellevar, y sin siquiera asumir el peso de la historia, las desmandas del movimiento mapuche autonomista. Comprendemos también que no son producto de una opción voluntaria del actual Gobierno, ni menos las bases de una propuesta mayor, si no de una imposición, en el marco sistema capitalista globalizado, de las Naciones Unidas y de los organismos internacionales”.

 

¿Nuevo trato?

A través de su declaración, la Coordinadora Arauco Malleco rechazó el debut de la presidenta Bachelet frente al pueblo mapuche y fustigando sus declaraciones: “Cuando la Sra. Bachelet dice que quiere promover un nuevo trato, nosotros decimos ¿Nuevo trato? Cuando le dará continuidad a la administración del modelo neoliberal que causa estragos en el Wallmapu, basándose en una economía de tipo extractivista y depredadora, que persiste en explotar los recursos naturales vitales para nuestro pueblo”.

Además, manifestaron que las palabras de la mandataria entran “en contradicción” con lon intereses económicos de empresariado forestal, hidroeléctrico y minero del país. Por último, la coordinadora realizó un nuevo llamado al control territorial.