acesLuego de una asamblea nacional realizada el pasado domingo en Talca, y tras una serie de jornadas de reflexión a lo largo del país, los estudiantes secundarios agrupados en la Aces decidieron restarse del Plan de Participación Ciudadana, impulsado por el Gobierno, para discutir sobre la reforma educacional.

Según señalaron, la decisión se vincula con varios puntos. Entre ellos, la desconfianza que existe de parte del movimiento estudiantil hacia el gobierno de la Nueva Mayoría, a quienes se acusa de haber mantenido y defendido el lucro durante todos estos años. La situación se ha visto agudizada luego de que Eyzaguirre decidiera enviar tres proyectos de ley al Parlamento que no contaron con discusión alguna.

“Se llama a un diálogo por parte del Gobierno, pero por el otro frente se envían 3 proyectos de ley en términos de educación escolar, sin discusión ni con el movimiento estudiantil ni las comunidades educativas, ni con las familias”.

“Se llama a un diálogo por parte del Gobierno, pero por el otro frente se envían 3 proyectos de ley en términos de educación escolar, sin discusión ni con el movimiento estudiantil ni las comunidades educativas, ni con las familias”, argumentó Lorenza Soto.

Además, los estudiantes aseguran estar pendientes de los pasos dados por la Nueva Mayoría. En sus últimos movimientos, fue el acuerdo logrado con la derecha respecto a la Reforma Tributaria, el que terminó por encender los ánimos de gran parte de los actores del movimiento social.

Al errático camino del gobierno se suman las últimas declaraciones del titular de Educación, quien señaló que están dispuestos a sostener la gratuidad por los primeros 4 años de educación universitaria, desatando un conflicto al interior de su ministerio y un serio problema para el gobierno. Más tarde, Eyzaguirre aseguró haber sido malinterpretado para terminar reconociendo, durante esta mañana, no haber sido capaz de “separar adecuadamente los temas”.

“No hay claridad en los dichos del ministro, quien dice y desdice según el parlamentario que lo interpela. Este ministro miente y reformula los proyectos de ley que ellos mismos han enviado a espaldas de nosotros. No hay garantías, ya no se sabe si estamos conversando el ministro de educación o con el presidente de la Democracia Cristiana”, argumentó la vocera de la Aces.

 

“No es aislarse de la discusión ni de la movilización”

confech acesDesde la perspectiva de la organización secundaria, la actitud del gobierno es poco seria y no cumple con las garantías exigidas desde el movimiento estudiantil, más aún cuando se dice que la instancia del Plan de Participación Ciudadana no es vinculante.

Al respecto, Lorenza Soto aeguró que “aislarnos de este proyecto de participación ciudadana no es aislarse de la discusión, ni de la movilización, solo de una estructura definida por el mismo gobierno respecto a la participación. Creemos que ésta siempre ha estado presente en el movimiento estudiantil”.

La Confech, en tanto, anunció que evaluará constantemente su participación en la instancia de diálogo. De hecho, debería ser analizada próximamente en la reunión programada para el próximo 2 de agosto. Al respecto, Naschla Aburman, presidenta de la Feuc, aseguró que “no estamos legitimando un programa de gobierno, estamos aprovechando un espacio más que se abre para generar cambios transformadores como los que hemos estado impulsando”.

Desde la perspectiva de la vocera de la Aces, en tanto, en todas las organizaciones estudiantiles hay desconfianza en este minuto y el participar del diálogo con las autoridades, en este momento, no significa entregar el movimiento estudiantil a ojos cerrados.

“Todas las organizaciones responden a sus bases y quizás hay más desconfianza en unos que en otras, pero acá la coordinación existe, y seguimos en conversaciones con el Confech”.

“Todas las organizaciones responden a sus bases y quizás hay más desconfianza en unos que en otras, pero acá la coordinación existe, y seguimos en conversaciones con el Confech, seguimos levantando movilizaciones también. Esta mesa no interrumpe los procesos de movilización”, declaró.

El Plan de Participación Ciudadana se realizará en la sede del ex Congreso Nacional, donde cerca de 30 organizaciones fueron citadas para entregar sus propuestas respecto a la reforma educacional. En dicha instancia, algunos sectores de la Confech también aseguraron haberse marginado, sin comunicados oficiales hasta el momento. Entre ellos, los dirigentes del ex Pedagógico, la Universidad de Concepción y la Universidad Católica del Norte.