10467131_827739497259266_5942112897266311877_oLas comunidades williche de Aucaco y Quilo, miembros del Consejo de Comunidades Williches de Chiloé y del Movimiento por la Defensa de Mar Brava – Lacuy, junto a dirigentes de las organizaciones miembros de este Movimiento vienen a exponer a la opinión publica lo siguiente:

En relación al actual estado del proyecto Parque Eólico Chiloé de la empresa chileno sueca Ecopower aclaramos que este se encuentra en estado de evaluación, tras la entrega de la ADENDA  que pretende responder a las 285 observaciones realizadas al proyecto por los servicios públicos, el municipio de Ancud y la sociedad civil. Cabe recordar también que este proyecto fue rechazado anteriormente por la Corte Suprema y en una segunda oportunidad la propia empresa desistió, lo que demuestra la poca rigurosidad por parte de Ecopower. Denunciamos la labor del Servicio de Evaluación Ambiental Los Lagos, dirigido por Alfredo Wendt, el que no realizó la debida socialización de los antecedentes a las comunidades afectadas por los impactos ambientales, sociales, culturales y económicos del proyecto en el área directamente afectada.

Además denunciamos que durante este proceso  están ocurriendo hechos  de persecución, hostigamiento y amedrentamiento a nuestro movimiento y en particular hacia las comunidades indígenas que no apoyan este proyecto y que no están dispuestas a negociar. Es el caso de la dirigente Yohana Guineo quien declara estar bajo vigilancia permanente por gente que trabaja para la mencionada empresa y recibir reiteradas llamadas telefónicas para que acepten negociar y dar su apoyo al PECH. Otro caso de persecución han sufrido las desvinculadas funcionarias de la oficina de asuntos indígenas de la Municipalidad de Ancud Rut Caicheo y Ana Caileo, quienes fueron sacadas de su lugar de trabajo, por demostrar oposición a este proyecto. A esto se suma  la acción violenta e ilegal del municipio al destruir la estructura que soportaría un lienzo de la campaña Salvemos Mar Brava, ubicado en un recinto privado.

Desde el año 2010, cuando este proyecto se presentó con una simple Declaración de Impacto Ambiental, argumentando que la zona de Mar Brava, Quilo y Cocotué son áreas deshabitadas, hemos afirmado nuestra oposición, y como comunidades impactadas por este proceso queremos hacer pública la poca representación que ejercen hoy los Lonkos que apoyan este proyecto, quienes comprometieron ante el pueblo williche de Chiloé su rechazó al Parque Eólico Chiloé, como consta en las resoluciones de los Congresos Wlliche de Quellón 2013 y Ancud 2014. Faltando con ello al compromiso contraído con su pueblo.

La división que existe hoy entre dirigentes de comunidades tiene entre sus responsables al encargado de la Corporación el Canelo Nos sede Ancud, señor Patricio Peñaloza quien ocupando el posicionamiento de esta corporación en el territorio, la que ejecuta el Programa de Desarrollo Territorial Indígena en la comuna, actuó  como facilitador de la empresa para lograr el apoyo de algunos dirigentes de comunidades indígenas.

En un intento desesperado por lograr la aprobación de su proyecto,  no nos sorprende que Ecopower acuda a sus relaciones políticas y reciba el apoyo del Senador PS, pues si revisamos hacia atrás también recordamos  que en un principio este movimiento contaba con el apoyo de la Corporación El Canelo y su representante en Ancud, militante del partido socialista, quien hoy junto a Sergio Barría (coordinador de proyectos, zona sur Ecopower) también PS, trabajan para lograr acuerdos entre empresa y comunidades, incluso hay rumores de que otros representantes de este partido político serian accionistas de Ecopower.

Desconocemos cuales habrían sido las razones que motivaron el cambio de opinión del señor Peñaloza y de los dirigentes de las comunidades que hoy apoyan el proyecto, que hace apenas dos años rechazaban.

Por su parte el representante de los Macheros de Mar Brava Lorenzo Cárdenas reitera su rechazo a este proyecto y sentencia que no contaran con el apoyo de ninguno de estos sindicatos, pues hemos realizado observaciones que indican claramente como el PECH afectaría nuestra fuente laboral.

Lo mismo asegura Luz Maria Oyarzo de Eco Turismo Puñihuil: “nos afectará directamente a quienes desarrollamos actividades de eco turismo, turismo de naturaleza, agroturismo y al rubro en general, por lo que reiteramos nuestro rechazo a la instalación del PECH en Mar Brava”.

Por lo antes expuesto reiteramos nuestra petición a las autoridades regionales a evaluar este proyecto conforme a los estándares técnicos, velando por el bien común y no por la rentabilidad de la empresa.

Finalmente hacemos un llamado a la comunidad en general  a hacerse parte de la defensa del territorio, ya que tenemos  una tarea pendiente que es trabajar por el ordenamiento territorial que permita desarrollarnos en beneficio de la comunidad, la economía y el equilibrio con  nuestro medio ambiente, velando por el bienestar de las personas, de  nuestro pueblo y en pos de nuestro territorio.

Organizaciones participantes:

Consejo de Comunidades Williches del Archipiélago de Chiloé

CECPAN Centro de Estudio y Conservación del Patrimonio Natural

Centro de Conservación Cetácea

Asociación Indígena Wiñoi Newen

Comunidad Williche de Aucaco

Comunidad Williche de Quilo

Comunidad Histórica Autónoma de Weketrumao

 Junta de Vecinos de Calle

Área de Manejo Mar Brava

Eco Turismo  Puñihuil

Agrupación Cultural El Rodezno

Movimiento de Defensa del Borde Costero, el Agua y la Vida de Ancud

Pensar Chiloé

Consejo de Defensa del Archipiélago de Chiloé