ivan_moreiraNuevos antecedentes de la investigación en el marco del caso Penta dan cuenta de una serie de correos electrónicos vinculados al financiamiento irregular de campañas políticas.

Según informa hoy La Tercera, tras la incautación de los computadores de los varios gerentes y de los socios controladores del grupo Penta, realizada por la Bridec metropolitana el 28 de julio y 27 de agosto pasados, el fiscal Carlos Gajardo tuvo acceso a una serie de correos electrónicos vinculados a la “arista política” del caso, donde varios candidatos y asesores realizan solicitudes de financiamiento, o bien presentan boletas de honorarios para dichos fines.

En las comunicaciones electrónicas figura la cúpula completa del holdin, desde los ejecutivos Hugo Bravo, Marcos Castro Sanguineti y Horacio Peña, hasta los socios controladores del grupo, Carlos Alberto “Choclo” Délano y Carlos Eugenio Lavín.

Entre los candidatos que tomaron contacto directo con miembros de Penta figuran la senadora por Los Ríos Ena Von Baer y el senador por Los Lagos, Ivan Moreira -ambos UDI-, además del diputado de Evópoli, Felipe Kast.

Según la información, el senador Moreria fue el más insistente a la hora de dejar claras sus intenciones, quien envió dos correos a Hugo Bravo en enero de 2013 (cuando éste estaba de vacaciones) explicitando su urgencia en el mismo asunto. Escribió:  “Sigues de vacaciones, cuándo llegas? Para poder ir a verte” y “Me tienes castigado, Hugo? Te estoy llamando hace 10 días. Trata devolverme llamada. Un abrazo”. Posterior a ellos envió dos boletas de honorarios que en total suman 5 millones de pesos. 

En septiembre, Moreira escribió un nuevo correo con el siguiente asunto: “Para los 1.000 metros finales, queda algún cupón de combustible? Avísame. Un abrazo y mi gratitud para toda mi vida”. Posteriormente recibió el pago de 10 millones en dos boletas de honorario distintas.

En octubre volvió a insistir: “Tú crees que se pueda un raspado de la olla para los últimos 100 m de campaña?”, escribió en el asunto y el senador por Los Lagos recibió 7 millones más.

Por su parte, la senadora Ena von Baer se dirigió sin intermediarios y solicitó directamente a Carlos Alberto Délano ayuda con la deuda que le había dejado la campaña electoral. En un correo enviado el 18 de diciembre, la senadora escribió: “Como te podrás imaginar de la experiencia que tienes, después de haber pasado por dos campañas en un año: los inicios de la primaria en Santiago y la campaña en Valdivia, he quedado con una importante deuda. Esto se debe a la deuda de la campaña de Santiago y, además, a que la UDI recortó en 50 millones el aporte que había comprometido. Bueno, y ahora tengo que tratar de poder cubrir una deuda de alrededor de 100 M. Espero que me puedas ayudar, espero con ansias la respuesta“, indica el matutino.

Por su parte, el diputado de Evópoli, Felipe Kast, escribió el 3 de mayo directamente a Carlos Eugenio Lavín: “Entiendo perfecto la posición de tu socio pero siempre he pensado en un apoyo tuyo en el plano personal más que a través del grupo, por muy modesto que sea. Honestamente pienso que la defensa de las ideas más importantes se va a dar en en el Congreso, dado que en la presidencial hay pocas posibilidades de ganar. Creeme que no estamos por dividir, sino por mejorar la oferta política. Ojalá pueda contar contigo”, consigna la información.

Además, en la carpeta investigativa figuran correos de asesores políticos, como el caso de Carmen “Coca” de Castro, jefa de campaña de Pablo Zalaquett, y de Paola Rojo, encargada de campaña de Alberto Cardemil.

Así mismo, un cruce de correos entre gerentes del grupo Penta vincula el pago de una boleta a nombre de jorge Olave por el monto de 5 millones de pesos con la leyenda “pago aporte Andrés Velasco”, otra intercambio da cuenta de que Francisco Silva, director de Pentasecurity pidió Fernando Cámabra, su gerente general, “incluir en su lista” al diputado UDI Jaime Bellolio por un monto de 1,5 millones de pesos.