ruminot

Una fuerte controversia han causado las declaraciones del ex integrante del Club de la Comedia, Pedro Ruminot, vertida anoche en el programa de Canal 13, Vértigo. El guionista se mantuvo hasta una de las últimas etapas del programa, en que uno de los asistentes preguntó a los participantes sus opiniones acerca de las detenciones ciudadanas.

Primero respondió el actor Augusto Schuster y la modelo y bailarina Lola Melnick, quienes respaldaron la defensa propia como mecanismo para detener a los delincuentes que atacan a los ciudadanos. Sin embargo, el comediante no se guardó sus palabras y apuntó en contra de los excesos que se cometen en medio de estas detenciones.

“Yo no estoy de acuerdo con las detenciones ciudadanas. Creo que el Gobierno, las policías y la municipalidad a través de Seguridad Ciudadana se tienen que hacer cargo de esto. Si bien entiendo cualquier desesperación que pueda tener una persona que es violentada en la calle o el locatario o dueño de una empresa… (porque) obviamente es muy chocante esta situación, (…) creo que uno no puede tomar la justicia por sus propias manos. Uno tiene que ser respetuoso de las instituciones”, argumentó.

Sin querer “justificar” a quienes delinquen, agregó que “hay gente que se ha robado este país completamente, se han robado las empresas públicas a través de la educación, de la salud, y a ellos nadie los lincha ni amarra a un poste, ni les pone scotch, ni los humilla públicamente, ni los escupen. Los tipos andan libres por las calles”.

Ruminot llamó a tener “un poco de comprensión”  para entender por qué hay quienes roban o cometen robos en la calle. “No digo que no hay que meterlos presos, no digo que hay que atacarlos. El problema acá es de educación, el problema es que no han tenido las oportunidades que muchos hemos tenido”, finalizó.

El comentario no fue bien recibido por el público asistente, que sin miramientos llenó de pifias al comediante y terminó eliminándolo en la siguiente ocasión.

Revisa el video del momento.

Las palabras del guionista no pasaron inadvertidas en redes sociales, donde las opiniones se ven divididas entre apoyar o defender la postura de Ruminot. Por medio de su cuenta de Twitter, el comediante se defendió.