eyzaguirre simceUna leve señal de flexibilización al proyecto que se tramita en la Cámara de Diputados que crea un plan nacional docente envió ayer el ministro de Educación, Nicolás Eyzaguirre, tras exponer ante la Comisión presidida por la diputada Camila Vallejo.

El proyecto, que ha sido fuertemente criticado desde el Colegio de Profesores por no haber recogido las demandas del Magisterio durante su proceso de redacción pre legislativa, según reconoció el propio Eyzaguirre, presenta “ambigüedades” que serán corregidas mediante indicaciones que el Ejecutivo presentará antes su votación en la Comisión.

Según informa BioBioChile, el ministro descartó que el sistema de certificación mantenga la desvinculación del sistema educativo para aquellos docentes que reprueben dos veces el proceso de evaluación en su etapa temprana.

Eyzaguirre argumentó al respecto que lo que pretende el proyecto es conciliar  “lo más importante que es el derecho insustituible de los niños y niñas a recibir una educación de calidad con el derecho del trabajo de los profesores” y agregó que “por eso lo que hacemos, cuando ya está certificado el profesor y está en su nivel inicial, si falla dos veces para pasar al nivel temprano, no está rindiendo bien en esa comunidad educativa y por tanto debe cambiar de empleador, no puede continuar. Pero ya ese es un profesor certificado y tenemos la razonable chance de que en otro medio ambiente, ese profesor sí logre su certificación temprana”, explicó.

Sin embargo, el ministro defendió el proceso de certificación inicial, al que deberán someterse los docentes recién egresado de la educación superior.

“Los profesores nuevos que están saliendo de la universidad van a tener que certificarse, van a tener dos oportunidades. Si en esas dos oportunidades -que esperamos que no sea el caso- fallan, no van a poder entrar a trabajar en un colegio que esté certificado”, insistió.

Por su parte, el presidente del Colegio de Profesores, Jaime Gajardo, se mostró abiertamente en contra de los alcances que tendrá el proyecto ingresado por el Ejecutivo.

“A medida que hemos ido conociendo los detalles del proyecto, hemos ido conociendo lo que siempre se ha hablado de la letra chica, donde varias cuestiones que estaban en la idea general y en los artículos, desgraciadamente eran contradictorios”, dijo Gajardo.

Por ello, el mandamás del Colegio de Profesores aseguró que el proceso de tramitación del proyecto estará marcado movilizaciones de los docentes, como la del próximo 14 de mayo, en la que también participaría la Confech.

El calendario de movilizaciones continuaría el 27 y 28 de mayo, y para el 15 de junio, de no avanzar el proyecto en la dirección que el Magisterio pretende, la paralización adoptaría carácter de indefinido.