pagarparaestudiarLa denuncia, dada a conocer por T13.cl, cuenta la compleja situación del estudiante egresado de derecho de la Universidad de Academia de Humanismo Cristiano, Fernando Díaz. El universitario solicitó un crédito al Banco Santander por una suma de 6 millones de pesos que rápidamente se transformaron el 15. Por su parte, el joven señaló que la entidad bancaria no adhirió al plan de rebaja de tasa, al igual que el resto de los bancos. 

Bajo las mismas condiciones del Crédito Corfo, Díaz esperó contar con un plazo de un año después de haber terminado sus estudios para comenzar a pagar su crédito universitario. Sin embargo, el plazo no fue respetado por Banco Santander, aumentando la deuda y ordenando el embargo de la casa de su aval y primo.

“El 2013 ellos me dicen ‘ya se acabó el crédito y esto se pacta en 96 cuotas como máximo’ y pagar 96 cuotas, de un total de 15 millones es imposible para cualquier persona que está recién egresada. La situación llegó a tribunales, me demandaron y ahora el 2 de julio del 2014 hicieron el embargo en el conservador de Bienes Raíces de Santiago de la propiedad de él (su primo) y este juicio aún no ha terminado porque está en la Corte Suprema. Si es que nos va mal ahí, ellos ya tienen el bien raíz inscrito y lo pueden rematar si quieren”, señaló el egresado de derecho.

El estudiante intentó adherir al plan de rebaja de tasa del 2% que acordaron los bancos a nivel nacional, pero no obtuvo una respuesta satisfactoria. Así lo explicó: “Banco Santander junto con el Banco de Chile son los únicos bancos que no han querido adherirse a esta negociación que los otros bancos ya lo hicieron. Somos un montón de estudiantes que estamos en la misma condición. No han dado sus razones de por qué no han querido adherirse”, agregó.

La información fue corroborada por el diputado Gabriel Boric, quien recordó, a través de su cuenta en Twitter, que “Bancos Santander y de Chile no se han adherido a programa de repactación de crédito CORFO. Su voracidad pa ganar $ está antes que todo“.

Por ahora, su primo sigue viviendo en su casa, pero si el juicio termina con resultados negativos para Díaz, el Banco está en condiciones de rematar la casa cuando lo estime.