femicidioUna joven de 14 años murió a causa de la agresión de su pareja de 17, en el sector Río Pescado de la comuna de Puerto Varas. El agresor golpeó a la víctima con una piedra en la cabeza, lo que causó una pérdida de masa encefálica y su posterior deceso.

El joven fue entregado a Carabineros por su padre, y pasó a control de detención, donde entregó detalles sobre el asesinato que había cometido. Según la versión de los uniformados, el supuesto homicida tenía sangre en su ropa al momento de ser detenido.

Los funcionarios llegaron hasta el lugar donde se encontraba el cuerpo de la adolescente, con diversas lesiones y heridas en la cabeza. En opinión del comisario José Sáez, jefe de la Brigada de Homicidios de la PDI, “los motivos del homicidio son de orden sentimental, evidenciados celos”. Sin embargo, las organizaciones feministas han criticado estas versiones, asegurando que la violencia de género no puede seguir siendo invisibilizada o excusada tras un episodio sentimental.

Además, el fiscal Naín Lamas señaló que revisarán los antecedentes para categorizar el crimen, aunque en primera instancia no correspondería a un femicidio, ya que es un requisito que los involucrados vivan en el mismo hogar y, en este caso, los jóvenes vivían en casa de sus respectivos familiares.

Durante la jornada, el joven será formalizado en el Juzgado de Garantía de Puerto Varas. Según cifras del Sernam, durante el 2015, se han registrado 16 femicidios en Chile, una cifra que preocupa y duele en un país todavía marcado por la violencia de género, comúnmente invisibilizada o justificada por los medios de comunicación.