Este viernes alrededor de 30 mujeres, en su mayoría chilenas, representaron una cruz en la Plaza San Pedro del Vaticano para protestar contra la legalización del aborto en el país.

Se trata de la organización “Mujeres de Blanco”, que anteriormente ha realizado manifestaciones urbanas a lo largo de Chile para posicionar su rechazo al proyecto de ley que legaliza el aborto en tres causales distintas.

vaticano

La intervención que desplegaron en Roma se da en el marco de la audiencia que la presidenta Bachelet sostuvo con el Papa Francisco por poco menos de una hora y en privado.

María Paz Vial, portavoz de la organización, señaló a EFE: “Queremos rogar a Dios para que de ese encuentro no salga la muerte. El aborto no solo mata al niño sino que mata a la madre y la destruye para siempre“.

La vocera afirmó que el acto no tiene por objetivo presionar políticamente al Gobierno, “sino orar, rezar, en un lugar que es un referente ético y moral y que también es como un útero que acoge todo tipo de personas de todas las partes del mundo”.

Además, en la misma línea argumental relacionada a la moral y la ética, sostuvo: “Es sencillamente rogar, pedir, para que esa entrevista, ese encuentro, que lo consideramos maravilloso, que haya visitado al papa Francisco, que es un referente ético, moral, del espíritu mundial, surja la vida en esta plaza que es un útero donde caben todos, especialmente en los dos últimos días donde la Presidenta ha hablado sobre la inclusión, queremos que se incluya a los niños enfermos, a los niños que son hijos de violadores”.