Fiscal-GajardoDurante el mediodía de este miércoles se reunirán el fiscal Carlos Gajardo con el fiscal nacional Sabas Chahuán para evaluar la continuidad del primero en el Ministerio Público, luego de que el fiscal jefe de la zona oriente, Alberto Ayala, lo marginara del caso Corpesca.

En el señalado caso, los persecutores indagan la posible existencia del delito de cohecho, entre otros, tras la entrega de millonarios montos de dinero a parlamentarios como la ex diputada Marta Isasi y el senador UDI Jaime Orpis por parte de la pesquera del grupo Angelini.

Según trascendió a diversos medios de prensa, el fiscal Gajardo estaría evaluando renunciar a la fiscalía tras su exclusión del caso Corpesca, evento que se suma a su anterior marginación del interrogatorio a Giorgio Martelli, recaudador de la campaña de la presidenta Bachelet, por el caso SQM.

La nueva marginación de Gajardo se produjo luego de que, durante la última semana de mayo, la defensa del senador Orpis solicitara al Ministerio Público una reasignación de la causa con cuatro opciones, que en orden de prioridad era: que la asumiera el fiscal nacional, el fiscal regional Alberto Ayala, la Fiscalía de Las Condes o cualquier otro fiscal que no fuera José Antonio Villalobos, que trabaja con Gajardo.

La semana pasada, la defensa del senador Jaime Orpis ingresó cuatro peticiones al Ministerio Público. En este orden, se leían así: que la causa la asumiera el Fiscal Nacional; que si esa petición no era aceptada, se optara por un segundo paso: que la causa fuera asignada al Fiscal Regional, Alberto Ayala; como tercera opción –si las anteriores se rechazaban– pedían que la causa fuera enviada a la Fiscalía de las Condes; y, en cuarto lugar, que no la tramitara el fiscal José Antonio Villalobos y se la entregaran a otro fiscal.

Al rechazar Chahuán las dos primeras opciones, que eran de su injerencia, dejó la decisión en manos del fiscal Ayala, de reconocidas diferencias con Gajardo. Éste, ejerciendo sus atribuciones, se inclinó por la última opción, dejando a Gajardo fuera de las indagaciones.

Según la carpeta de la investigación, Corpesca habría traspasado al senador de la UDI cerca de 235 millones de pesos en un periodo de cinco años mediante la emisión de boletas presuntamente falsas de asesores de Orpis y familiares de estos. Fuentes de la parte querellante del caso, sin embargo, plantean que los posibles involucrados en casos de cohecho van mucho más allá de Orpis e Isasi, y apuntan a parlamentarios vinculados con pesqueras como el senador Andrés Zaldívar.