sebastian davalos bacheletEl computador que utilizaba Sebastián Dávalos como director sociocultural de la Presidencia habría sido alterado antes de ser entregado al Ministerio Público en febrero, en el marco de la investigación por el denominado Caso Caval.

Así se colige tras revelarse las conclusiones del informe pericial elaborado por el OS-9 de Carabinero, dadas a conocer hoy por La Tercera.

El documento de carácter reservado revela la investigación realizada por perito informáticos al contenido del computador que usaba el hijo de la Presidenta Bachelet cuando ocupaba el cargo en La Moneda, y revela que “el dispositivo de almacenamiento contiene un sistema de archivo no reconocido, es un disco sin formato, por lo mismo no mantiene sistema operativo, es un disco aparentemente vacío al cual se le borró la información”, según publica el matutino.

El dispositivo está en poder del fiscal regional de O’Higgins, Luis Toledo, quien comanda las indagatorias en el caso Caval.

Otro informe preliminar que estaría en manos de Toledo desde el pasado 25 de junio ya alertaba de la situación, informando que el computador de Dávalos presentaba un disco “borrado y sin formato”, y que mediante la búsqueda de palabras claves se pudo determinar la presencia de “algunos archivos recuperados donde se mencionan estas, sin embargo, la información contenida no se encontraba relacionada a la investigación, o los archivos no pudieron ser visualizados”.

Los informes remarcan que aunque se identificaron algunos archivos, no fue posible conocer su contenido.

Tres palabras claves en la invetigación arrojaron resultados: “Chadwik”, “Luksic” y “San Diego”. La primera puede aludir al síndico de quiberas, Hernán Chadwick, involucrado en el traspaso de los terrenos. La presencia del apellido de Andrónico Luksic podría relacionarse al préstamo otorgado por el Banco de Chile, y el tercer concepto podría relacionarse con uno de los predios vendidos en Machalí.

Sin embargo, en otro informe de Carbineros mencionado por el matutino, se asegura que tras “efectuar el análisis correspondiente de dichos archivos, estos no mantienen información asociada a la investigación”.

Toledo ahora iría tras los peritajes a un disco duro externo y a los computadores incautados al síndico de quiebras, Hernán Chadwick, a quien se le encomendó liquidar la propiedad de Patricio Wiesner, ex propietario de los terrenos vendidos a Caval.

Las mismas indagatorias se realizarían con el disco duro externo de propiedad de la arquitecta Cynthia Ross.