ena-von-baer

A poco tiempo de las elecciones del próximo fiscal nacional, que asumirá en diciembre, han surgido presiones hacia aquellos senadores que están involucrados en investigaciones por los casos Penta, SQM y Corpesca.

En ese marco, la senadora por la región de Los Ríos, Ena Von Baer (UDI), acaba de confirmar su participación en la elección del sucesor de Sabas Chahuán. “Yo me debo a mis electores que me eligieron como senadora y voy a cumplir con mi deber de representar a los ciudadanos de la Región de los Ríos”, aseguró. Su respuesta deja abierta las tres posibilidades de voto desde el punto de vista legislativo: a favor, en contra o abstención, ya que en los tres casos cumpliría su deber.

Aunque no fue clara y no respondió a las preguntas de la prensa, su declaración deja entrever que votará a favor o en contra y no se abstendrá, como lo anunció su compañero de bancada, el senador Iván Moreira (UDI). Tampoco sigue la línea del senador Fulvio Rossi (PS), que anunció que se inhabilitaría.

“Como senadora de la república no tengo ninguna inhabilidad, en este caso no cabe inhabilitarse. He sido sumamente respetuosa de la instituciones, en su momento entregué toda la información al Ministerio Público, mucha gente no sabe, pero yo no fui formalizada”, añadió Von Baer, que estará presente cuando sea el momento de ratificar la elección que realice la presidenta Michelle Bachelet entre los cinco candidatos propuestos por la Corte Suprema.

Cabe recordar que, además de su vínculo al caso Penta, el 22 de septiembre pasado el Servicio de Impuestos Internos presentó una querella contra la sociedad del ex administrador de la campaña de Von Baer por falta de antecedentes justifiquen los pagos que obtuvo desde SQM Salar.

Además, en enero de este año se conocieron correos electrónicos de la senadora pidiendo ayuda económica de manera irregular para su campaña política. En ese entonces, la parlamentaria se dirigió sin intermediarios y solicitó directamente a Carlos Alberto Délano ayuda con la deuda que le había dejado la campaña electoral.

En un correo enviado el 18 de diciembre, la senadora escribió: “Como te podrás imaginar de la experiencia que tienes, después de haber pasado por dos campañas en un año: los inicios de la primaria en Santiago y la campaña en Valdivia, he quedado con una importante deuda. Esto se debe a la deuda de la campaña de Santiago y, además, a que la UDI recortó en 50 millones el aporte que había comprometido. Bueno, y ahora tengo que tratar de poder cubrir una deuda de alrededor de 100 M. Espero que me puedas ayudar, espero con ansias la respuesta“,