protesta 1

Ayer en La Feria Internacional de Santiago ( FILSA) las editoriales independientes cerraron por tres horas sus stand en señal de protesta por los reiterados problemas con la organización de la Feria. Los primeros en cerrar fue la Cooperativa Editores de la Furia, luego se sumaron en señal de protesta por los reiterados problemas con la organización de la Feria, otras editoriales pertenecientes a la Asociación de Editores Independientes, como Ocho Libros, Lom, Pehuén, Le Monde Diplomatique y El Desconcierto entre otros.

El desconcierto.cl conversó con Marcelo Montecinos, presidente de la Cooperativa de Editores de la Furia del libro quién aseveró que: “Cerraron sus stand en señal de protesta porque la organización de Filsa 2015 no respetó el acuerdo  firmado en la oficina del Consejo del libro, en donde logramos que en el escenario Foro de la Palabra, que la organización denominó Foro Poniente, permitirían que hubieran 40 entradas libres para la presentación en ese lugar, porque el Estado financiaba esta actividad”. Este acuerdo fue viable porque el Estado esta colocando recursos y por eso accedieron.

Lo que detonó la protesta, fue que ayer en el lanzamiento del libro Rabiosa, Editorial Libros de Mentira, del autor Gonzalo Bernal, en el escenario Foro de la Palabra no se respeto el acuerdo de las 40 entradas libres. La protesta duró 3 horas.

Respuesta de la organización 

La Gerenta General Paulina Retamales y productora Alejandra Grossi, dijeron que era un problema técnico y desde este sábado deben cumplir con las 40 primeras entradas gratis. Se comprometieron a que se implementará el acuerdo.

Al preguntarle por el valor de las entradas en FILSA, Marcelo  Montecinos nos indica que: “Nuestra postura es que sean más baratas, ojalá sea gratis, pero sabemos que la FILSA no es gratis, eso se respeta no queremos meterle mano al negocio de la cámara nos interesa el público de la Filsa y que nos conozcan, por eso los respetamos y queremos que solamente cumplan lo que acordamos en relación a las 40 entradas gratis”.

“Nosotros entendemos que FILSA es un negocio, lo que exigimos es que se respete el acuerdo firmado. Ellos no tienen que prometer nada, es un acuerdo firmado”