Aplausos de muchos y críticas de pocos ha generado la “Farmacia Popular Ricardo Silva Soto”, en la comuna de Recoleta.

El local inaugurado el pasado 15 de octubre venderá medicamentos a bajo costo, lo que ha sido mal mirado por las grandes cadenas de farmacias, las que han arremetido fuertemente contra la farmacia que ya cuenta con el respaldo del Instituto de Salud Pública.

Gracias a un sistema de subvención, el municipio encabezado por el alcalde Daniel Jadue comprará remedios desde el extranjero o directamente a laboratorios nacionales, reduciendo todos los costos de la cadena de distribución.

Así, las diferencias de precios resultan alarmantes. Por ejemplo una caja de Acebrón, un anticoagulante antitrombótico, en Farmacias Ahumada puede encontrarse a $14.810, mientras que en recinto de Recoleta está a solo $1280, existiendo el 1057% de diferencia entre ambos valores.

Revisa la infografìa con las diferencias de precio* entre la Farmacia Popular y las grandes cadenas  a continuación. Puedes clickear en ella para verla con más detalle:

Farmacia

 

* Información proporcionada por el Departamento de Desarrollo Social y Económico Local de la Municipalidad de Recoleta.