humedal angachilla

El Departamento de Medioambiente de la Federación de la Universidad Austral junto a la Red de defensa de los Humedales de Valdivia, se han reunido junto a vecinos del sector Angachilla para conversar y dar cuenta de los avances que se han logrado con el proyecto de ordenanza municipal que en diciembre será promulgada por el Municipio de  Valdivia.

La ordenanza ha sido una punta de lanza de las organizaciones socioambientales y vecinos que les ha permitido tener propuestas claras frente al municipio que en un principio negó su responsabilidad, y exigir el reconocimiento y resguardo de los humedales en Valdivia.

Recordemos que de acuerdo a la definición de la Convención de Ramsar (1970) los humedales representan ecosistemas estratégicos y de gran importancia para la conservación de la biodiversidad y el bienestar de las comunidades humanas. Algunos de los beneficios que entregan estos ecosistemas son “desde suministro de agua dulce, alimentos y materiales de construcción, y biodiversidad, hasta control de crecidas, recarga de aguas subterráneas y mitigación del cambio climático”, explica el Convenio al que está suscrito Chile desde 1981 junto a 160 países más.

Para el Concejal Rodrigo Cósimo, se ha logrado que se reconozca el rol de las organizaciones y vecinos para la gestión y cuidado de los humedales, y que el municipio tome cartas en el asunto de forma activa frente a su destrucción que viven estos actualmente. Entre otras cosas, el concejal se refirió a la creación de un catastro de los humedales de la ciudad, y la creación de comités ambientales que darán protagonismo a la comunidad en esta misión.

En esa línea, Alberto Tacón, investigador del Centro de Estudios Ambientales de la UACh y participante del movimiento comenta que “estamos en un momento en el que esperamos que la muni nos entregue la ordenanza con todas las observaciones que han aprobado y que en algún momento nosotros vamos a tener que revisar bien”.

humedales manfestacion

Demanda ciudadana

Esta demanda levantada y propuesta por la ciudadanía desde febrero de este año ha sido instalada mediante diversas manifestaciones, campañas, actividades informativas e incluso haciendo uso de la ley 20.500 para solicitar por medio de esta la primera audiencia extraordinaria del concejo municipal para tener respuesta clara sobre la protección de los humedales.

Una de las conclusiones del conservatorio parece ser que “si no hubiera estado toda la actividad y el movimiento activado que se ha realizado permanentemente, hubiese salido así de deficiente la ordenanza, no pasa nada de eso, eso es destacable”, afirma Tacón.

Plataforma de defensa de los humedales

Carla Mancilla, encargada del Depto. de Medioambiente FEUACh explica que “la gente esta preocupada, pero ve muy difícil desde ellos mismos  generar algo para por ejemplo, cuidar el humedal Angachilla, sino que ven que hay una necesidad de articularse porque se ven solos, y ven que ganan los que van a botar basura y eso causa decepción”.

Esto, de acuerdo a Carla puede deberse a la dispersión que existe de los esfuerzos por proteger los humedales, por lo que es necesario “una articulación real entre nosotros, que estamos viendo el problema desde distintas áreas y comunidades”, ya que será la única forma de impulsar y responder “que vamos a hacer después de la ordenanza, cual va ser  nuestro actuar, como vamos a comunicar a la gente que realmente va servir las ordenanza y no va ser como dijo el alcalde Sabat, que la ordenanza no va pesar porque no hay ninguna ley que lo proteja”.