De acuerdo con la información suministrada por el Estado Mayor del Ejército Ruso, a lo menos uno de los dos pilotos del avión derribado en Siria por Turquía falleció en el aire.

Vídeos publicados a través de Youtube, muestra a yihadistas tukmenos abriendo fuego contra los pilotos del bombardero táctico Su-24, quienes fueron tiroteados mientras descendían en paracaídas.

El lugar de la caída del bombardero fue registrado dentro de territorio sirio a cuatro kilómetros de la frontera con Turquía, informó RIA novosti.