El candidato republicano, Donald Trump, que postula a la presidencia de Estados Unidos, volvió a estar en la palestra mundial por sus desafortunados comentarios.

Esta vez, porque el lunes pidió que se suspenda temporalmente, pero de forma “total y completa”, el ingreso de inmigrantes musulmanes al país norteamericano. El también empresario y magnate hizo el anuncio a través de un comunicado a los pocos días de que se produjo un tiroteo que acabó con la vida de 14 personas en San Bernardino (California), considerado por el Gobierno como un acto de terrorismo, informó El País.

“Hasta que no podamos determinar y comprender este problema y la amenaza que representa, nuestro país no puede seguir siendo víctima de ataques horribles de personas que sólo creen en la ‘yihad’ y que no tienen ningún sentido ni respeto a lo que significa la vida humana”, dice el documento firmado por Trump. Según el candidato, los musulmanes que aspiren a entrar en Estados Unidos deberán permanecer en sus países “hasta que las autoridades de nuestro país puedan averiguar lo que está pasando”.

Trump también informó su propuesta a través de su cuenta en Twitter: “Acabo de hacer una declaración muy importante acerca de la entrada extraordinaria de odio y peligros a nuestro país”. “¡Debemos estar alerta!”, agregó el candidato, que además ha defendido durante este último mes que el Gobierno estadounidense debe incrementar las medidas de vigilancia a la comunidad musulmana y que esto se aplique a las mezquitas.

Luego de los atentados en París ocurridos el pasado 13 de noviembre, el republicano es uno de los candidatos que han pedido que Estados Unidos revise su política de asilo y de acogida a refugiados que provienen de regiones afectadas por el conflicto sirio. De hecho, Trump ya ha propuesto anteriormente que se prohíba la entrada de refugiados sirios -a los que tildó de “caballo de Troya”-, así como la creación de una base de datos que rastree las actividades de los musulmanes que ya viven en el país.

Pero hay más, parece ser que se trata de una intensión comunicacional de apelar al miedo y la ignorancia para valerse como la opción que protegerá la nación del supuesto peligro extranjero. A continuación te dejamos con las 8 frases más controversiales que ha hecho Donald Trump respecto a otras temáticas y que ha provocado la indignación de millones en el mundo:

1. Por la construcción de un hotel en Siria:

“Acaban de construir un hotel en Siria. ¿Pueden creerlo? Están construyendo un hotel. Cuando yo tengo que construir un hotel, pago intereses. Ellos no tienen que pagar intereses porque cogieron todo el petróleo que cuando nos fuimos de Irak, yo dije que deberíamos haber tomado”.

2. Inmigrantes mexicanos:

“Están trayendo sus drogas, están trayendo su crimen. Son violadores y algunos, asumo, son buenas personas”.

3. Nacionalidad de Obama:

“Hace tres semanas… pensaba que él probablemente había nacido en este país. Ahora mismo tengo dudas reales…”

4. Farandulero y machista:

“Robert Pattinson no debería aceptar de nuevo a Kristen Steward (protagonistas de la saga Crepúsculo). Le fue infiel como una perra y lo volverá a hacer. Sólo esperen. Él puede conseguir algo mucho mejor”.

5. China:

“¿Cuándo fue la última vez que alguien vio ganarle, digamos, a China, en un acuerdo comercial? Nos matan. Yo le gano a China todo el tiempo. Todo el tiempo”.

6. Calentamiento global:

“El concepto de calentamiento global fue creado por y para los chinos, para volver a la industria manufacturera estadounidense no competitiva”.

7. El sueño americano:

“Tristemente, el sueño americano está muerto. Pero si fuera elegido presidente, lo traería de regreso más grande, mejor y más fuerte que nunca y haríamos a Estados Unidos grandioso de nuevo”.

8. La respuesta a la cantante Cher:

“Cher, yo no uso peluca… Es mío. Y prometo no hablar de tus masivas cirugías plásticas que no funcionaron”.