Cientos de activistas completamente callados sostienen en sus manos cadáveres de animales que fueron víctimas de diferentes industrias. Fetos de terneros arrancados del vientre de su madre en mataderos, pollos que murieron hacinados en camiones de traslado o pisoteados por otros animales, cerdos apaleados en la cabeza, terneros muertos de hambre por no servir para la industria lechera.

“Es innegable que lo que provoca estas muertes es el hecho de que usemos a los animales y desde ahí parte el problema. La idea es mostarle a la gente las víctimas protagonistas de esto, lo que esconde la industria y decirles que son libres de hacer o no algo al respecto”, explica Isabel Collao, organizadora del evento.

El espectáculo se ve desde pasadas las 13.30 horas de este sábado 12 de diciembre en plena Plaza Italia. Es parte de la conmemoración del Día internacional de los derechos animales, organizado por quinto año consecutivo en Chile pero practicado desde antes en países como España y Holanda. Bajo el liderazgo de animalistas del país y distintos países de latinoamérica que vienen de visita a participar, la iniciativa pretende generar conciencia en la población respecto a las consecuencias para los animales de la industria alimenticia y química en el mundo.

Elige Veganismo es la organización que lideró la convocatoria y que ha llevado a cabo una serie de rescates de animales en galpones donde se les utiliza para producir carne, leche y otros productos y luego los muestran viviendo en libertad a través de videos publicados en su web.

La directora de la organización, Isabel Collao, conversó sobre el tema con eldesconcierto.cl. “Es innegable que lo que provoca estas muertes es el hecho de que usemos a los animales y desde ahí parte el problema. La idea es mostarle a la gente las víctimas protagonistas de esto, lo que esconde la industria y decirles que son libres de hacer o no algo al respecto”, explica.

Según sus cálculos, el primer año asistieron 12 personas, el segundo 80, y este año ya bordean los 400. Para todos ellos la solución al sufrimiento animal es volverse vegano: no consumir ningún producto en cuya producción haya participado un animal. Esto incluye dejar de consumir insumos carne, huevos, lácteos, miel y cuero. Para saber más de este estilo de vida, el acto contará con afiches y stands donde los interesados podrán acceder a información sobre el funcionamiento de estas industrias y cómo vivir como vegano.