Sin título-2

Las escenas de películas donde aparecen personajes fumando tienen influencia sobre la decisión de empezar a fumar, según un informe titulado “Películas sin humo, de la evidencia a la acción” que puso en alerta a la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Investigaciones realizadas en Estados Unidos han demostrado que el 37 por ciento de los adolescentes que empezaron a fumar, lo hicieron incitados por lo que vieron en la pantalla.

En base a esa información, el organismo internacional pidió a todos sus Estados miembros que establecieran un sistema de certificación de creaciones cinematográficas y televisivas que las califique como cintas para adultos si es que contienen escenas donde se fuma.

Según informan, que los niños estén menos expuestos a este tipo de cintas reduciría el inicio del hábito y también las enfermedades y posibilidad de mortalidad asociadas a él. Idea respaldada por algunas investigaciones realizadas en Estados Unidos que han demostrado que el 37 por ciento de los adolescentes que empezaron a fumar, lo hicieron incitados por lo que vieron en la pantalla.

Guiados por esto a principios de 2015 Disney informó que todas las películas nuevas de Marvel, Lucasfilm y Pixar tendrán prohuibido incluir escenas donde se fume. “En cuanto a los nuevos personajes que se vayan a crear para alguna película de estas productoras, estará prohibido que fumen”, señaló Bob Iger, presidente de The Walt Disney Company.

Gran porcentaje de los filmes que rotan por el mundo incluyen escenas donde el tabaco tiene alguna aparición, incluso si se trata de creaciones muy populares entre los niños, como el caso de los Simpsons y algunas películas más antiguas de Disney como Alicia en el País de las Maravillas o 101 dálmatas. De hecho, en 2014, un estudio detectó escenas donde se fuma en el 44% de todas las películas de Hollywood y en el 36% de las películas que están calificadas “para todos espectador”.

“A pesar de que cada vez hay más restricciones sobre la publicidad del tabaco, las películas siguen siendo uno de los canales en los que se muestran, sin restricciones, el tabaco a millones de adolescentes”, concluyó Douglas Bettcher, director de la OMS para el Departamento de Prevención de Enfermedades no Transmisibles.