A más de un año desde que se iniciara la normalización de relaciones entre Estados Unidos y Cuba, Barack Obama autorizó la construcción de la primera fábrica estadounidense en la isla en más de 50 años.

Se trata de una pequeña empresa de Alabama que construirá una planta de ensamblaje de hasta 1.000 tractores al año que venderá a granjeros privados en Cuba.

Recordemos que el embargo estadounidense -establecido en 1960 que prohíbe hacer tratos comerciales y empresariales con la isla salvo contadas excepciones-, aún pesa sobre Cuba. Esto debido a la oposición que establece el Partido Republicano en el Congreso, que es el único que puede derogarlo. A pesar de esto, el Presidente Barack Obama ha tratado de explotar los resquicios legales dentro del embargo con la aprobación de decretos.

El día de hoy se firmará además un acuerdo que permitirá 110 vuelos diarios desde EEUU a diez sectores de la isla (La Habana, Camagüey, Cayo Coco, Cayo Largo, Cienfuegos, Holguín, Manzanillo, Matanzas, Santa Clara y Santiago de Cuba).