El cuerpo del niño de dos años que fue arrastrado por un caimán a un lago en un hotel de Disney fue hallado intacto, según declaró el miércoles el sheriff del condado de Orange, Jerry Domings

Lane Graves es el nombre del niño que esta mañana las autoridades del condado de Orange de Florida encontraron si vida, luego de que se lo llevara un caimán.

El niño de dos años había ido con su familia de Nebraska a un lago artificial en el exclusivo Grand Floridian Resort and Spa de Disney en Orlando. Cuando se encontraba en la orilla apareció un caimán y lo arrastró al agua.

De inmediato comenzó la búsqueda del niño. Al lugar llegaron funcionarios quienes sacrificaron a cuatro caimanes de la laguna para examinarlos en busca de restos del niño tras el ataque, sin encontrar pruebas.

Luego de 15 horas de búsqueda encontraron el cuerpo, sin que este mostrara rastros de ser atacado, por lo que el menor habría fallecido ahogado.