Más problemas en el Servicio Nacional de Menores. Sumado a las distintas cifras de muertes de niños, niñas y adolescentes, en las que nadie se ha puesto de acuerdo, este lunes el fiscal regional de Los Lagos, Marcos Emilfork, dijo que en varios casos de muerte la institución no habría iniciado sumarios. Es decir, habría dejado sin investigar internamente muertes de menores de edad en sus centros.

La idea del fiscal junto a su equipo es realizar un catastro de las muertes al interior de la institución para dilucidar con claridad este tema. Para ello, pidieron a la nueva directora nacional, Solange Huerta, que entregue las cifras oficiales de fallecidos en los centros de la institución y los datos relativos a los sumarios iniciados. “Hasta el momento descubrimos que en algunos casos no se abrió sumario tras estas muertes”.

En esa línea, el persecutor indicó que una de las líneas de investigación que seguirán será “esclarecer el porqué del conocimiento tardío del sistema judicial en estos casos; por qué no se denunció dentro de las 24 horas siguientes al hecho”.

Según indica El Mercurio, “toda esta información que se va a allegar a la carpeta de investigación se va a cruzar y nos va a permitir construir un catastro real de cuántos niños, niñas y adolescentes han muerto al interior de un recinto Sename o colaborador” indicó el persecutor.

Esta semana, Emilfork realizará diversas diligencias con el fin de agilizar la investigación en estos casos. Su idea es “determinar las circunstancias de estos fallecimientos, la causa de muerte, toda vez que se trataba de menores con alta vulnerabilidad social y queremos hacernos cargo también de aquellos casos que no han tenido tanto revuelo mediático”, aseguró.