A ocho semanas del desalojo del Liceo Experimental Manuel de Salas, madres, padres, apoderados y funcionarios del emblemático colegio de Nuñoa, presentaron ayer en la mañana una denuncia administrativa a Carabineros en contra de los funcionarios que resulten responsables de los tratos vejatorios y violentos a los que fueron expuestos los estudiantes ese 17 de junio, los que incluyeron alumnas manoseadas sexualmente, agresiones físicas y humillaciones verbales a menores de edad, todo lo cual está debidamente acreditado.

Fueron 18 las personas que se presentaron en la 18º Comisaría de Nuñoa para entregar la carta que llevaba la firma de 171 apoderados, más documentos de apoyo de ex alumnos y funcionarios. La carta busca que sean perseguidos administrativamente los policías responsables de estos hechos, como ya están siendo procesados cuatro funcionarios por el secuestro y tortura de un alumno del INBA, hecho ocurrido en 2014.

La delegación que, a pesar de la gravedad de lo sucedido, se presentó de manera lúdica, entregó la denuncia y conversó durante un rato con el mayor Lastra, quien recibió la carta y se comprometió a entregarla al Prefecto Teniente Coronel Alfredo Campos. En palabras de Claudia Godoy, vocera del grupo, “tuve una conversación con el teniente coronel Campos, quien se comprometió a que mis hijos y los otros estudiantes serían tratados en la medida de lo que corresponde a un desalojo. Tenemos evidencia de que eso no fue así, tenemos constatación de lesiones, testimonios de los jóvenes y de las niñas y hoy venimos a hacernos parte, como esperamos hagan las madres, padres y apoderados de todos estos jóvenes que hoy están comprometidos en manifestarse en contra de una educación que no es de excelencia y que está lucrando con su futuro. El Liceo Manuel de Salas es un liceo emblemático y por lo tanto estamos en representación de la voz de quienes no han tenido voz”.

Revisa la denuncia completa: