La UDI está empeñada en que Sebastián Piñera no sufra daños políticos importantes en el caso de las coimas pagadas por LAN a sindicalistas argentinos, presuntamente, realizadas a través de personeros del gobierno argentino de Néstor Kirchner. 

La bancada UDI envió un oficio a Jorge Abbott, el fiscal nacional, para remover a Andrés Montes, fiscal regional Centro Norte, a cargo de la investigación por cohecho transnacional. Las autoridades pretenden evitar que el parentesco del fiscal con el senador socialista Carlos Montes pueda influir en la indagación. 

 

El oficio indica que la investigación “traspasa los márgenes estrictamente jurídicos, abarcando además aspectos de orden político con ocasión de la vinculación en este asunto por parte del ex Presidente de la República Sr. Sebastián Piñera (…) En este ámbito, constituye un hecho de público conocimiento que el Sr. Fiscal Montes es hijo del H. Senador del Partido Socialista Sr. Carlos Montes Cisternas, razón por la cual la presencia en esta investigación, que reviste aristas de orden político, pudiera cuestionar el accionar de esta alta institución de la República“, agrega.

Cabe destacar que durante la investigación de autoridades de Estados Unidos, LATAM (exLAN) reconoció diversos pagos a dirigentes sindicales de la compañía en Argentina, acción calificada como “sobornos” en el acuerdo judicial firmado por la empresa con el Departamento de Justicia de Estados Unidos (DOJ).

El pago se habría hecho a través de un asesor gubernamental de Argentina por más de un millón de dólares. El documento del DOJ, publicado por Ciper, explica: “En septiembre y octubre de 2006, Lan negoció y ejecutó un acuerdo de consultoría ficticio por US$ 1,15 millón para canalizar sobornos a dirigentes sindicales. Como resultado de estos pagos corruptos, los sindicatos de Lan accedieron a no aplicar la regla de función única por un determinado número de años y aceptaron incrementos de salarios substancialmente menores que los que habían demandado”.

En ese contexto, hace días se dio a conocer la solicitud de imputación de Sebastián Piñera en la investigación argentina por ser director y accionista de la empresa en ese entonces. La causa en nuestro país se reabrió luego que la OCDE criticara su cierre el año 2013 y ha contado con la declaración de Sebastián Piñera en calidad de testigo.

La Fiscalía informó que se realizarán interrogatorios en Buenos Aires pero serán realizados por un fiscal argentino con la posibilidad de que Montes sugiera preguntas.