Ríos de Chile libres decía uno de los carteles que recibió al Ministro de Energía, Máximo Pacheco en una visita a las obras de la Central Cóndores de Endesa Chile en el Alto Maule durante la jornada del viernes. Un proyecto que rechaza la comunidad local por considerar que ya existen 11 centrales en 75 kilómetros del río Maule.

En las puertas de la central se hicieron escuchar integrantes de los distintos movimientos ambientalistas de la región quienes manifestaron directamente al ministro las problemáticas socioambientales que aquejan a la región y el gran malestar de la comunidad ante las decisiones y rumbo que ha tomado el gobierno en estos temas.

En medio de consignas y gritos exigiendo un uso prioritario de aguas para consumo humano y riego, así como importancia social y económica que representa la protección de la naturaleza para las comunidades locales,  el ministro accedió a hablar con los manifestantes.

Política energética con legitimidad social

Frente a la interpelación, el Ministro Pacheco propuso que durante el mes de septiembre se concrete una reunión reconociendo que “acá hay varios temas; lo de Alto Maule, los regantes, los permisos y el tema del Achibueno. Para efectos prácticos haremos una reunión, ustedes se juntan y la hacemos”. Además, el Secretario de Estado aseguró que “el principal compromiso que tenemos es que seamos capaces de generar una política energética con legitimidad social y eso se hace con diálogo“.

Que escuchemos las posiciones, que discutamos los argumentos. Un diálogo que nos hemos comprometido con ustedes a tener durante el mes de septiembre.

Para dicha audiencia los “Defensores del Maule”, nombre bajo el cual se agruparon las organizaciones locales, señalaron que aunarán su petitorio y presentarán firmemente ante el Ministro la urgencia de abordar y dar soluciones efectivas para los territorios a las problemáticas medioambientales que producen las centrales hidroeléctricas y la grave sequía que viven los agricultores de la región.

La manifestación que recibió al Ministro Pacheco reveló, además, la naciente coordinación y apoyo entre varios movimientos comunitarios y organizaciones ambientales del país que buscan una unidad nacional para defender los ríos amenazados por proyectos hidroeléctricos rechazados por las comunidades locales.

Desde la organizaciones Los Queñes sin represa, Grupo Defensa Alto Maule, Red Ambiental Mataquito, Movimiento Defensa del Río Achibueno, Rincón de Patagua, coordinadora de defensa medioambiental de Colbún y agricultores representando a agrupaciones de regantes , la Corporación por el Agua, Asociación Canal Maule y la Agrupación de Orgánicos del Maule, señalaron que en los próximos días podría nacer esta Red de Acción por los Ríos Libres, la que intentará demostrar que “si se meten con un río, se meten con todos”.