Ya lo sabemos. Las elecciones en Chile -y en todo el mundo, por cierto- dan para todo. Si metemos a la juguera los escándalos por financiamiento ilegal a la política y el grotesco error del padrón electoral que cambió de domicilios a medio millón de personas, sabremos de qué estamos hablando.

En esa línea no es tan extraño lo que hizo el concejal por Maipú del PRO, Pier Miqueles, quien borró con pintura blanca a Marco Enríquez-Ominami de sus carteles, según consignó MQLTV en una compilación de rarezas de esta elección.

Tal como se ve en la foto, la figura de ME-O apenas aparece gracias a la artesanal intervención del candidato. En todo caso, el eslogan lo dejaron intacto: “Yo Marco por el cambio”.

Esto probablemente se deba a que ME-O está siendo duramente cuestionado por su intención de ser candidato presidencial a pesar de las causas que enfrenta por financiamiento ilegal de la política. ME-O es investigado en el caso SQM por 362 millones que el PRO habría recibido desde la minera a través de la firma de Cristian Warner, su ex asesor.

Por otra parte, enfrenta una investigación por el avión que una empresa brasileña -involucrada en casos de corrupción en su país- le habría prestado para su campaña.

Por si fuera poco, hay una tercera investigación que pretende dilucidar posibles irregularidades en la rendición de cuentas de gastos de su campaña presidencial de 2013 ante el Servicio Electoral.

ME-O será formalizado en el caso SQM el 19 de octubre, sólo cuatro días antes de la elección municipal.