Definido por la derecha chilena como “preso políticoe imputado en Venezuela por lavado de activos. Braulio Jatar Alonso, de 58 años, nacido en Chile pero radicado en Venezuela, abogado de profesión y empresario.

Según consigna el diario chileno La Tercera, Braulio es abogado, socio de la firma de abogados Jatar & Asociados, que fundó su padre. Ha sido asesor político del ex Alcalde de Caracas, Antonio Ledezma, quien actualmente se encuentra bajo arresto domiciliario, y de Diana D’Agostino -esposa de Ramos Allup-, cuando postuló a la Alcaldía de El Hatillo en 2013.

Actualmente, sin ser periodista de profesión, ejerce como editor del diario digital Reporte Confidencial, sitio web con registro en Miami, catalogable como un medio de oposición al Gobierno de Venezuela.

Los periódicos de derecha han querido instalar su detención como un acto que viola la libertad de expresión, tergiversando el fondo de su detención, llegando al punto de comparar su detención con las detenciones y desapariciones forzadas ocurridas en el s. XX por crudas dictaduras militares en el Cono Sur. Hay que destacar que su detención no es por un delito de opinión, sino por el presunto cometimiento de los delitos de extorsión reincidente, legitimación de capitales y desestabilización. En Venezuela existe libertad de prensa y la mayoría de los medios son privados, contrario a lo que generalmente se cree. Tampoco se ha clausurado algún medio, tampoco reporteconfidencial.info, o preso algún periodista.

Braulio Jatar Alonso, es hijo de Braulio Jatar Dotti, quien fuera encargado de eliminar a los grupos de izquierda en su país en los años 60; cuñado -por parte de su hermana Ana Julia Jatar- de Ricardo Hausmann, economista neoliberal que afirma que a Chile le va mal “porque está lleno de chilenos”; padre de Braulio Jatar, su hijo, también activista “anti chavista” y esposo de la miss universo Silvia Martínez, con quien tuvo cuatro hijos.

Como abogado, según consigna La Tercera, en 1991 fue asesor de Douglas Dáger, ex Presidente de la Comisión de Contraloría de la Cámara de Diputados, función en la que fue acusado de soborno y tráfico de influencias por la Fiscalía General de la República. En esa oportunidad, escapó de la justicia y se auto exilió en Miami, denunciando “persecución política”. Luego, interpuso un recurso en la Comisión Interamericana sobre Derechos Humanos en 1997, que lo declaró inadmisible. Posteriormente, en 1998, fue indultado por el demócrata cristiano y ex Presidente de Venezuela, Rafael Caldera, en medio de un escándalo político. Cabe destacar, estos sucesos fueron antes que Hugo Chávez Frías fuera Presidente de Venezuela, y por ende, antes de que el “chavismo” apareciera en el escenario político.

Según consigna el medio Noticias 24, en 2013 se une a la campaña “descarga tu arrachera”, con violentas protestas callejeras de sectores acomodados del país bajo consignas de “fraude electoral” e “invasión cubana”.

En 2014, se une a la campaña “La Salida”, promovida por la extrema derecha en Venezuela, entre ellos Leopoldo López y su partido Voluntad Popular.

Hace unos días, la Cámara de Diputados de Chile aprobó por 74 votos a favor, 1 en contra y 24 abstenciones -entre las que se incluyen los diputados Camila Vallejo (PC), Sergio Aguiló (IC) y Giorgio Jackson (RD)-, un proyecto de acuerdo que solicita a Michelle Bachelet, Presidenta de la República de Chile, a gestionar ante el Gobierno de la República Bolivariana de Venezuela la liberación del “periodista” Braulio Jatar, constituyendo un claro acto injerencista.


Psicólogo. Ex dirigente estudiantil y dirigente sindical. Militante @PCdeChile