Para este jueves la coordinadora No + AFP convocó a un Paro Nacional al que ya se adhirió la Confech y que tiene entre sus actividades un cacerolazo a las 20:30 de la noche.

Sobre la manifestación, el vocero de gobierno, Marcelo Díaz, dijo que “no es el camino”. Para él, “los chilenos valoran el derecho a movilizarse cuando se realiza en condición de tranquilidad, de carácter pacífico, festivo, hasta lúdico, porque eso hace que, finalmente, no primen los desórdenes”.

Además, se dio el tiempo de analizar la interna del movimiento dando un consejo a la coordinadora.

Eso (un llamado a paros y tomas) no ayuda en nada a esa causa, porque lo que hace es perturbar la vida de otra gente que puede compartir ese mismo propósito“, consigna Cooperativa.

Es el caso de “los papás que, a lo mejor, también han marchado en estas convocatorias que ellos (‘No + AFP’) han hecho, pero que quieren que sus hijos vayan al colegio y tengan sus clases”, dijo el ministro.

La misma situación plantea para “aquéllos (ciudadanos) que, quizás, también han marchado, pero van a un servicio público y esperan ser atendidos con normalidad y con prontitud. En consecuencia, yo invitaría a una reflexión sobre eso”.