El presidente del Partido Comunista, Guillermo Teillier, se refirió a la dura carta emitida por los presidentes de los partidos agrupados en la Nueva Mayoría culpando, en parte, al PC por el rechazo al reajuste de los funcionarios públicos.

Para el líder del PC, la declaración es “bastante insólita no sólo porque se trata de otorgarle la mayor responsabilidad al PC, en circunstancias que la votación nuestra no incidía ni en el rechazo ni en la aprobación. Me parece insólito, además, por la forma en que se hizo”, comentó a La Tercera.

Guillier dijo que la sensación que hay es que se los quiere sacar de la coalición gobernante. “Gabriel Boric lo expresó un poco más rudamente. En el propio partido me preguntan: “Compañero, ¿qué hacemos?”. Para saber qué hacer hay que saber a qué atenerse. Y para eso hay que saber el pensamiento claro y franco de los otros partidos”, agregó.

Sobre la famosa frase de Carolina Goic, timonel de la Democracia Cristiana, “con la DC no se juega”, el comunista se preguntó: “¿Pero con el Partido Comunista sí? A ver, nosotros somos un poco más humildes. No nos gusta que se juegue con nosotros, pero no somos prepotentes ni nos gusta imponer”.

“Me llamó Isabel Allende para decirme que conversemos y no sigamos con esto, así que creo que no hay un sentimiento de echarnos. Pero si alguien tiene la determinación de echarnos de la Nueva Mayoría, que lo diga ahora. Tendría que decírnoslo“, indicó.

Teillier explicó tras la votación y la polémica con la Nueva Mayoría que nunca comprometió los votos con el gobierno para la segunda votación del reajuste. Así lo confirmo el Ministro del Interior, Mario Fernández este viernes. “Después de la reunión de la noche del lunes, el PC expresamente señaló que iba a consultarlo con su bancada y que no podía asegurar que estuviesen los votos”, afirmó la autoridad.

En ese contexto, Teillier dijo que “no nos vengan a exigir que votemos separados. No es nuestra forma de actuar. En los otros partidos parece que no. Para ellos es normal que la mitad vote en contra, y eso no significa nada, pero resulta que significa muchísimo que el PC, teniendo menos diputados y siendo menos incidente, vote en bloque”.