A pocos días de haber acompañado a Silvio Rodríguez en su “Gira por los barrios” en La Habana Vieja, la cantautora Anita Tijoux concedió una entrevista a La Tercera.

“La gran razón por la que me dediqué a esto es porque es uno de los pocos espacios en los cuales me siento libre. La música, la composición, me dan momentos que no consigo de ningún otro modo. Aunque sean dos segundos, son momentos sublimes, orgásmicos… en los que me siento flotando. Me llena el alma, y me ayuda a no ser tan pesimista. A veces pasa algo que me da esperanza y que me hace pensar: quizás, quizás, quizás…”, dijo la artista.

Además aseguró que muchas veces cree no tener qué decir en una entrevista, y criticó el exitismo que hay en Chile: “Vivimos en un país tan exitista que les encanta esto del reconocimiento afuera, la nominación, que te “vaya bien”. Y yo me pregunto: ¿qué es que te vaya bien? ¿Qué pasaría si yo la rompiera en, no sé, Bolivia? ¿Sería noticia? A los Grammy he estado nominada ocho o nueve veces, pero ¿qué puedo decir sobre eso? ¿“Gracias”? Sí, gracias, pero ¿qué más?”.

La artista fue consultada también por el aumento de figuras que se declaran hoy feministas, ante lo que dijo: “Sí, ¡todo el mundo es de pronto feminista! La palabra está tan manoseada ahora que tienes que decir: “A ver, espera, ¿sabes realmente lo que significa el feminismo?”. Lo que pasa ahora tiene que ver con la velocidad del mercado, que es capaz de frivolizarlo todo, sin profundizar en nada. De pronto es buena onda ser feminista y hasta ponerse una polera con un puño en alto”.

Luego agregó: “Uno también replica patrones machistas sin querer. Los tienes tan arraigados, que crees que tu función como mujer es ser siempre agradable, y buena onda, y jovial y guapa… y no, po’. Entre otras cosas, creo que asumir el paso del tiempo en tu cuerpo es parte de tu feminidad, por ejemplo”.