Un grupo de gestores privados, entre quienes están el ex senador Ignacio Pérez Walker y el ex embajador Eduardo Rodríguez Guarachi, están intentando implementar un proyecto eléctrico en Aysén de similares características de de Colbún  o de Enel Generación (ex Endesa) HidroAysén.

La iniciativa empresarial tendría como fin incorporar a la central hidroeléctrica Cuervo (640MW) de Energía Austral (empresa ligada a la minera Glencore y a la australiana Origin Energy) junto a un gigantesco parque eólico de 1.000 MW instalados que está siendo gestionado por la influyente familia Galilea. Para llevar a cabo la idea, pretenden incluir una línea de transmisión por Argentina, con lo que evitaría el debate ambientalista en Chile.

Además de Pérez Walker y Rodríguez Guarachi, en las reuniones para darle vida al proyecto han participado también Felipe Cabezas, director del área Energía del Insituto Libertad, y Juan Clavería, un ex ejecutivo del grupo Suez en Chile y antiguo colaborador del ex country manager de la compañía francesa en Chile, además del ex senador y ex candidato presidencial Pablo Longueira.

Pillado por la Ley de Lobby

Un revisión de datos de La Tercera en el sitio de Ley de Lobby descubrió la implicancia de Longueira en el proyecto. Pese a que fuentes de la cartera consultadas por el diario de Copesa aseguraron que Longueira -quien mantiene arresto domiciliaro nocturno por su implicancia en el caso SQM- no estuvo presente, en el portal figura la presencia del militante UDI en una reunión sostenida el martes 22 de noviembre por representantes de los inversionistas con el ministro de Energía Andrés Rebolledo. La reunión se suma a un trabajo que se comenzó a hacer con el ex titular de la cartera Máximo Pacheco, profesionales de la cartera y también con autoridades argentinas para viabilizar el proyecto.

Hasta el momento se desconocen los montos de inversión.

Así reaccionaron en Twitter ante la noticia: