El Teniente Aldo Valenzuela Perroni, instructor en la Escuela de Caballería de la Escuela de Carabineros, fue acusado de violación reiterada, tortura y abuso sexual contra una veintena de jóvenes estudiantes de la institución.

Dos de los afectados, Sergio Catalán y Paolo Lastra, entregaron su crudo testimonio en el reportaje Chilevisión Noticias.

“Un día me castiga con (la transcripción de) dos copias del artículo 19, que es bastante largo. Y en eso que saca a mis compañeros a formar, me lleva a una pieza, me agarra del cuello y me empieza a tocar. Me pegaba combos en los muslos, con las rodillas”, denuncia Lastra.

El ex estudiante de la Escuela de Carabineros contó además que el Sargento Juan Amengual Ardiles vio la situación y no hizo nada. “Vio que tenía la mano dentro de mi pantalón, vio que me tenía agarrado del cuello y yo cuando le di cuenta a él me dijo que nadie me iba a creer, que prefería hacerse a un costado”.

Catalán, por otra parte, reveló que Aldo Valenzuela Perroni lo intentó violar a cambio de darle permiso para ver a su hija.

“Un día quería salir a ver a mi hija, él me dijo que qué cosa le iba a dar cambio, me pegó, me tiró al suelo, se bajó los pantalones. Yo me acuerdo que intentó violarme y yo quería salir arrancando pero no podía porque él estaba en la puerta y me golpeaba. Ahí el me tiró al suelo y de rodillas, me obligó a que le practicara sexo oral“, reveló.

El reportaje, además, revela el caso de la violación de un aprendiz -del que no se publica el nombre- a manos del Teniente Valenzuela Perroni.

Actualmente, la Defensoría Policial Solidaria, se querelló contra Valenzuela por los delitos de violación reiterada consumada, abusos sexuales reiterados y apremios ilegítimos, acusando en calidad de encubridores a los capitanes Marco Garcés Arancibia, Cristian Matus Torres y a los suboficiales Juan Carlos Amengual, Juan Carlos Puebla Rojas y Patricio Morales Márquez.

Según explican los denunciantes, han recibido diversas amenazas por parte de funcionarios de Carabineros debido a la denuncia contra Valenzuela.

Cabe destacar que un mes después de las denuncias, el teniente fue sacado de sus funciones, aunque siguió asistiendo a la escuela durante ocho meses y percibiendo su sueldo.

Puedes ver la investigación de Chilevisión en este enlace.