A las 09:30 de la mañana de este miércoles 14 de diciembre Lucía Hiriart, quien el pasado 10 diciembre cumplió 94 años el mismo día del décimo aniversario de la muerte de su marido Augusto Pinochet, declaró por primera vez y en calidad de inculpada ante la Corte de Apelaciones de Santiago por el delito de apropiación indebida de fondos y fraude al fisco, en la venta de inmuebles que durante la dictadura el Estado transfirió de manera gratuita a la fundación Centros de Madres (Cema) de Chile, liderado hasta agosto de 2015 por Hiriart.

Pese a que no existen mayores detalles sobre el interrogatorio, se sabe que ocurrió en el departamento de la ex viuda del dictador, ubicado en la comuna de La Dehesa, y que estuvo a cargo del ministro de la Corte de Apelaciones, Guillermo de la Barra.

Según señala una investigación de Ciper, fueron 243 las propiedades fiscales que pasaron a manos de la fundación dirigida por Lucía Hiritat, con las que se obtuvieron recursos que hoy forman parte del patrimonio personal de la mujer.

La Corte de Apelaciones de Santiago ordenó en abril pasado reabrir la investigación por el eventual delito de malversación de fondos públicos ligados a la fundación, luego que el caso se sobreseyera en 2013.