Emma Stone, actriz reconocida por sus papeles en películas como “Superbad”, “Friends with Benefits”, “The Help”, “Amazing Spider-Man”, “Birdman” y recientemente “La, La, Land”, quien además ha sido nominada 3 veces a los Globos de Oro y en una ocasión a los premios Oscar, narró a Rolling Stone una serie de malas prácticas que ha recibido en la industria cinematográfica hollywoodense.

“En el pasado, mientras estábamos filmando, (algunos directores) me han dicho que mis opiniones estorbaban”, indicó la Emma Stone, “ha habido ocasiones donde me ha tocado improvisar y la gente se ríe de mis chistes, pero finalmente el director se los daba a mis colegas hombres”, aseveró, señalando también que se sentía pasada a llevar cuando un director le prometía que no usaría una mala toma que la haya dejado disconforme y luego la terminaba utilizando igual.

Las declaraciones de Stone se suman a testimonios anteriores entregados por actrices como Julianne Moore, Mila Kunis, Amy Adams, Jennifer Lawrence, Patricia Arquette y Meryl Streep, quienes critican los guiones sexistas, la falta de papeles transgresores y la menor remuneración por el solo hecho de ser mujeres.

En la entrevista publicada en Rolling Stone, Emma también se refirió a la victoria de Donald Trump, comentando que es muy difícil procesar que haya salido elegido. “Es aterrador (…) no puedo dejar de pensar en que las personas vulnerables serán ignoradas y echadas a un lado, más marginadas de lo que ya lo han sido durante cientos de años, y de cómo el planeta morirá sin nuestra ayuda“.