Luego de que el día de ayer la Corte de Apelaciones de Temuco revocara la medida cautelar de prisión preventiva, otorgándole así el arresto domiciliario total y arraigo nacional, la machi Francisca Linconao Huircapán abandonó el hospital de Nueva Imperial a las 9 de la mañana de hoy. Acompañada de su werken (vocera), Ingrid Conejeros, se dirigirá a la comunidad donde reside en la comuna de Padre de Las Casas.

Pese a que la medida de prisión preventiva se revocó durante la tarde de ayer, la machi Francisca Linconao no abandonó inmediatamente el hospital. Esto, ya que su estado de salud aún es delicado debido a los 14 días de huelga de hambre que sostuvo, presionando para poder volver a su comunidad, la Pablo Linconao II y en protesta por el empeño de los querellantes de mantenerla en prisión preventiva hasta que inicie el juicio oral.

A través de un comunicado, los cercanos a la machi señalaron que “agradecemos la rogativa permanente y las diversas manifestaciones que se han multiplicado por los distintos territorios, el esfuerzo de cada uno se ha sumado para hacer una denuncia colectiva que ha hecho reventar el cerco comunicacional establecido sobre todo para las causas mapuche. Seguiremos denunciando la corrupción judicial que pretende criminalizar a personas inocentes con burdas pruebas creando montajes con el único fin de acallar la legítima demanda de restitución territorial mapuche, para que los más ricos de Chile sigan manteniendo sus imperios forestales que están haciendo un daño enorme a nuestra nuke mapu (madre tierra) al igual que las represas instaladas en nuestros ríos causando mucho daño a nuestro itxofill mogen ( ecosistema)”.