La presidenta del Partido Regionalista Independiente (PRI) y vocera de la coalición Chile Vamos, Alejandra Bravo, se refirió a la polémica en que está la alcaldesa de Maipú, Cathy Barriga, explicando que debería evaluar su decisión.

Bravo tuvo una reunión con el sindicato de trabajadores a honorarios de la comuna, y explicó que si bien confía en la gestión de Barriga, debería revisar la forma en cómo se desvincularon a las personas involucradas.

Según informa La Segunda, la presidenta del PRI indicó que la sensación que quedó en la opinión pública es que los 470 funcionarios despedidos tenían contratos falsos pero la situación no sería tal.

“Dentro de ese grupo también han sido desvinculadas mujeres embarazadas, con pre y post natal, inmigrantes, jefas de hogar”, detalló Bravo, quien además aseguró sentirse muy afectada como mujer y porque no responde a condiciones de una administración municipal.

Alejandra Bravo también reveló que el sindicato está abierto a conversar para llegar a un acuerdo sin tener que recurrir a instancias legales. En ese sentido, hizo un llamado a Barriga para reconsiderar las medidas que tomó.

Cabe recordar que esta mañana, la edil de Maipú entregó antecedentes al Centro de Justicia sobre un posible desfalco en la comuna.

Según informa Bío Bío, Barriga se reunió con el Fiscal Regional Occidente, José Luis Pérez Calaf, para declarar por las irregularidades que detectó al momento de asumir como alcaldesa tras ganar en las últimas elecciones contra del alcalde saliente, Christián Vittori.