El ex accionista minoritario de Latam Airlines, Jorge Said Yarur, demandó a los principales controladores de la compañía por los perjuicios causados como consecuencia de la fusión entre LAN Y TAM y sus malos resultados, lo que dañó su capacidad financiera.

En la demanda, que fue presentada en diciembre pasado en el 22 Juzgado Civil de Santiago, Said pidió una indemnización por $13.256-268-242, equivalentes a unos US$20,5 millones al tipo de cambio actual, por los daños causados a su patrimonio.

Según consignó Radio Bío Bío, Yarur describió una serie de hechos que a su juicio perjudicaron el desempeño de la compañía. Entre ellos, la fusión de LAN-TAM, y la multa que debió pagar la empresa en Estados Unidos por pagos no registrados a funcionarios en Argentina, lo que finalmente lo motivó a vender su participación en la firma.

“Hoy día mi representada carece de títulos toda vez que se vio forzada a desprenderse de los mismos como consecuencia directa de la dramática disminución bursátil que sufrió la compañía con motivo de una gestión deficitaria y culpable, tanto de sus ejecutivos, integrantes del Grupo Controlador como su órgano administrador, asociada éstas a un patrón de conducta reiterativamente daño y lesivo contra el interés social“, explicó Yarur en su demanda.

Por ello, la demanda apunta a las responsabilidad de los controladores, liderados por el grupo Cueto, y los directores de la firma Ramón Eblen Kadiz, Jorge Awad Mefech, Juan José Cueto, Enrique e Ignacio Cueto.