Un soldado francés disparó este viernes a un hombre que intentó acuchillarlo en la zona comercial del museo Louvre en París. “Un atacante armado con machete y con una mochila, se lanzó contra los policías y los soldados profiriendo amenazas al grito de Allahu Akbar (Alá es grande)”, señaló el prefecto de la policía de París, Michel Cadot.

Según detalla la agencia alemana DW, el atacante, que llevaba dos mochilas sin explosivos, recibió cinco tiros, uno de ellos en el abdomen, por lo que se presume que su estado es grave.

La policía detalló que el agresor sacó un machete de una de ellas e intentó agredir a los soldados, uno de los cuales resultó herido leve en el rostro.

El primer ministro de Francia, Bernard Cazenueve, afirmó que “aparentemente” se trata de un “ataque de carácter terrorista” y que fue detenida una segunda persona. El portavoz del Ministerio del Interior, Pierre-Henri Brandet, corroboró que “los investigadores están tratando de determinar si tiene vínculos con el agresor”.

Un dispositivo de seguridad fue establecido en el museo la zona de la galería comercial y sus alrededores, donde un millar de personas fueron confinadas como medida de precaución. Junto con eso, unos 250 visitantes que se encontraban al interior del museo en el momento del ataque fueron evacuados a una zona de seguridad del recinto.

El Museo del Louvre, en el corazón de la capital francesa, es una de las principales atracciones turísticas de la ciudad. Visitado cada año por millones de personas, alberga, entre otras obras famosas, a “La Mona Lisa”, de Leonardo da Vinci.

En los últimos dos años, Francia ha sufrido una oleada de ataques terroristas que se cobraron al menos 230 víctimas mortales, entre ellos el de la revista satírica “Charlie Hebdo” en enero de 2015, los ataques del 13 de noviembre en París y en la localidad vecina de Saint Denis en noviembre de 2015, y el del pasado 14 de julio, cuando un camión arrolló el paseo marítimo de Niza, matando a 86 personas.

Desde el pasado 13 de noviembre, el país galo se encuentra en estado de emergencia por el atentado que dejó 130 muertos.