Un 53,1% en Bolivia (69 de 130) y un 48,9% en Cuba (299 de 612), sólo superados por Ruanda con un 61,3% (49 de 80). Ese es el porcentaje de mujeres en los parlamentos de los tres países con mayor presencia femenina en sus respectivas instancias legislativas.

De acuerdo al mapa presentado por la secretaria ejecutiva de ONU Mujeres, Phumzile Mlambo-Ngcuka, y el secretario general de la UIP, Martin Chungong, cuatro países no tienen féminas en sus parlamentos nacionales (Micronesia, Qatar, Vanuatu y Yemen).

La relación de naciones con al menos un 40% de presencia femenina en el Congreso incluye además a Nicaragua (en el 5° lugar con 45,7%), a México (en el 8° con 42,6%) y Ecuador (11° con 41,6%).

En cuanto al total de mujeres en escaños legislativos, China presenta la mayor cantidad, 699 (de un total de 2.949 parlamentarias, equivalentes a un 23,7%), seguida por Cuba (299), Alemania (233), México (213) y Etiopía (212).

Por regiones, los territorios nórdicos tienen el mejor por ciento de mujeres legisladoras (41,7), seguidos por las Américas (28,1) y Europa (26,3), con los estados árabes y del Pacífico como los de niveles más bajos, 18 y 17,4, respectivamente.

El mapa de 2017 también refleja la situación de las féminas en altos cargos gubernamentales.

En ese sentido, muestra que solo 17 mujeres desempeñan las responsabilidades de jefe de Estado o jefe de Gobierno, mientras 1.237 ocupan el principal puesto en ministerios.

La presentación tuvo lugar durante la segunda jornada de la 61° Sesión de la Comisión de la Condición Jurídica y Social de la Mujer, foro de dos semanas instalado el lunes con el empoderamiento económico femenino y la equidad de género como centro.