En Chile, la matriz eléctrica está compuesta en un 56% de energía generada a partir de combustibles fósiles (petróleo, gas y carbón). El uso de estos hidrocarburos para energía representa cerca de un 70% de las emisiones de gases de efecto invernadero a nivel nacional y ha generado una serie de impactos negativos sobre la salud de la población y ecosistemas ubicados en las denominadas Zonas de Sacrificio.

Ante esta situación, desde la Mesa Ciudadana sobre Cambio Climático, hicieron un llamado a ciudadanos y organizaciones de la sociedad civil a sumarse a la Campaña 100% ERNC para el 2050, la cual busca que el país aproveche su enorme potencialidad en cuanto al desarrollo de energías renovables no convencionales (ERNC) y pueda abastecer el 100% de su matriz desde fuentes renovables para dicha fecha.

Desde la Mesa Ciudadana señalan que el objetivo trazado para las ERNC es perfectamente posible dado que “las limitaciones técnicas, económicas y de mercado han desaparecido e incluso constituyen hoy factores que promueven y facultan su desarrollo”, en referencia a que actualmente la energía solar es la forma más barata de producir electricidad a nivel mundial, compitiendo directamente con combustibles fósiles.

Para los organizadores “es necesario que toda política energética, y particularmente eléctrica, asegure la democratización para la generación y acceso de la ERNC para la ciudadanía, de forma de posibilitar el desarrollo de los territorios, fortalecer su autonomía, seguridad energética y la distribución de los beneficios del sector.

Cabe señalar que la actual política energética apuesta a obtener un 70% de la electricidad desde fuentes de energía renovable para 2050, considerando, entre éstas, proyectos de hidroelectricidad de gran escala -como HidroAysén- con elevados costos sociales y ambientales.

Puedes sumarte a la campaña haciendo clic aquí.