Por estos días, el Partido Progresista y el PC trabajan en acercamientos en materia parlamentaria y en la búsqueda de un acuerdo programático. Así lo informó el líder de los progresistas, Marco Enríquez-Ominami.

“Con el Partido Comunista estamos trabajando en dos planos: Avanzando en un esfuerzo conjunto en materia parlamentaria y en el plano programático. Hay que hacer esfuerzos para poner por delante lo que más nos une, no lo que nos desune. Eso es lo que el PC y nosotros estamos haciendo”, señaló a El Mercurio.

Además, el candidato presidencial del PRO señaló que buscarán promover un pacto de gobernalidad que pueda “evitar el error que se cometió con Eduardo Frei (en la elección de 2009)” y garantizar que quien sea electo Presidente, en noviembre próximo, cuente con un Parlamento “que no bloquee y que ayude a mejorar las reformas”.

MEO explicó que este acercamiento es posible porque “creo que la Nueva Mayoría no es la Concertación”.

“Pero voy a hacer todos los esfuerzos en lo que nos une. Y me une el hambre de derrotar a Piñera, el hambre de cambio, de no abandonar las banderas”, señaló Enríquez-Ominami.

Por último, MEO enfatizó que este acercamiento fue posible porque el partido liderado por Guillermo Teillier es uno de los pocos “que no están resignados a la derrota ante Sebastián Piñera”, pues en La Moneda y sectores de la centroizquierda existe “un derrotismo total”.

“Hay gente que considera que está tan mal todo que sólo importa buscar quién es el mejor perdedor. Yo considero que Piñera es hipervulnerable”, cerró.