En entrevista con The Clinic, la precandidata presidencial del Frente Amplio Beatriz Sánchez declaró algunas definiciones políticas: quiere cambiar el sistema neoliberal actual, tendría un gabinete paritario, no quiere que existan más las AFP, cree en la educación gratuita y subiría los impuestos a los más ricos. Además, reivindica la “retroexcavadora” y se posiciona en la “vereda de izquierda democrática”.

La periodista también aprovechó de responder al exministro de Salud, que denostó su candidatura calificándola como “aficionada”: “¿El poder no es para los aficionados, sino que para los profesionales del poder? ¿Es para el club que hace política siempre? Y, si miramos para atrás, ¿son aficionados o no los que hacen grandes políticas públicas que no resultan y que son un fracaso como el Transantiago? ¿Son aficionados o no los que armaron este gran sistema de las AFP que tiene al país marchando una vez por mes? Entonces bienvenidos los aficionados. A mucha honra, ser aficionada”.

“Pucha, qué nos ningunean harto a los periodistas, ja, ja, ja”, agregó, aunque admitió que para ser presidenta “no basta con ser periodista con opinión”.

Sobre cómo se siente con su candidatura, Sánchez declaró que le inquietaba el que “en un país donde nadie confía en nadie que te digan: ‘yo confío en ti, ojalá tú puedas hacer esto’. Es fuerte”.

Otro de los temas de la entrevista fue el artículo que sacó el fin de semana La Tercera, donde la relacionaban a los bancos a través de sus vínculos familiares. “El titular no tenía nada que ver con la historia. Mi hermana, efectivamente, es directora de un banco. Mi cuñado, efectivamente, trabaja en Moneda Asset. Pero plantear la nota con el título del vínculo mío con el mercado financiero local, es extremar la posición. Porque cuál es el vínculo, ¿que soy hermana de alguien que trabaja ahí, que mi cuñado trabaja allá? Pero me llamó más la atención que entraran a una cierta intimidad, como cuano decía: “no se visitan regularmente, se encuentran en los asados familiares”. Eso me impactó. Eso no es verdad. Con mi hermana nos vemos mucho, hablamos siempre”, dijo Sánchez.

Sobre otros titulares que han suscitado críticas, como el de La Segunda que la calificaba como “la apuesta de Boric y Jackson”, la precandidata señaló: “Me pareció curioso. Se nota en mucho en los titulares de los diarios en general, no solamente con mi caso, el machismo. Cuando Carolina Goic se lanzó, o quizás un poco antes, un titular decía ‘Los diputados tras Carolina Goic’. Es el reflejo perfecto del peso cultural que tenemos”.

Apreciaciones sobre otros candidatos

Beatriz asegura que la Nueva Mayoría no está en la izquierda. “El PS hoy no es de izquierda. El PC tiene una vocación de izquierda, pero si vamos al conjunto, no es una agrupación que esté en la izquierda, más bien están al centro“, asegura.

“No me gusta Piñera. Su relación con los negocios es lo que no quiero para un presidente de Chile”, dijo tajantemente Beatriz Sánchez sobre el precandidato de Chile Vamos. Además señaló: “Su discurso está más a la derecha que su anterior candidatura. No sé cuál es el verdadero Piñera, no sé si es el político o el hombre de negocio, no sé si es el de bien de la derecha o una nueva derecha, no sé”.

También tuvo palabras para su amigo Alejandro Guillier, precandidato por el Partido Radical con el que compartió en la Radio Chilena, Radio ADN y el noticiario de La Red, “Hora 20”. “Me gusta como persona, lo quiero mucho y le tengo el mayor respeto. Pero hace mucho tiempo que miraba afuera de la Nueva Mayoría para mis votos. Hoy la Nueva Mayoría no me seduce nada”, dijo.

Sobre las declaraciones de Guillier respecto a que el Frente Amplio no tenía “cultura de los acuerdos”, la precandidata señaló: “Tiene que ver con más declaraciones en la calentura de la campaña. También lo he escuchado de otros. Creo que él desconoce mucho los procesos del Frente Amplio”.