Los chilenos siniestros, esos que dan miedo, han vuelto a mostrar los colmillos. La jauría se ha lanzado contra la ratificación por la Corte Suprema de las condenas impuestas por el juez Mario Carroza a 32 agentes de la CNI, incluida una mujer, por el secuestro calificado, vale decir asesinato premeditado y alevoso, de cinco presuntos frentistas, delito de lesa humanidad cometido en 1987.

Numerosos chilenos y algunas chilenas emergen cada día de las sombras como Míster Hyde, el otro yo del bondadoso doctor Jekyll de la novela de Robert Louis Stevenson, aunque en vez de la capa con que el londinense se disimulaba, los nuestros se ocultan bajo nombres ficticios.

En sus ediciones impresas, las cadenas Copesa y El Mercurio practican el tono comedido de Jekyll, pero sueltan al monstruoso Hyde en las opiniones de los lectores de sus versiones de Internet. Para comprobarlo, basta leer los comentarios publicados por la Tercera Online sobre la sentencia de la Corte Suprema que a título ilustrativo se reproducen a continuación sin corregir la ortografía ni modificar su lenguaje desquiciado:

German Palacios: “La culpa la tiene el MARIKON OVIEDO, una buena parada de carro y se cagan enteros los zurditos, en Brasil ningún militar fue procesado despues de hacer desaparecer a 60 mil hdp marxistas y terroristas, lo que pasa en Chile es por los traidores que hay dentro del ejercito, y que hay que liquidar igual que el marikón Shneider , Prats, Bachelet y otras ratas”.

Eduardo Villegas: “5 personas indefensas ??? desgraciados …no era su lema morir o matar ??… toda esta venganza de la izquierda se pagara y Carroza va a tener que hacerse una cirugía… de lo contrario correrá peligro ese desgraciado …ya lo verá …los presos politicos no estan solos y mas temprano que tarde sus familiares les pasaran la cuenta…. ya veran !!!”.

–German Palacios: “Chile necesita un baño de sangre para establecer la verdad, la izquierda no tienen ningún derecho y debe desaparecer, lanzarlos al mar es lo adecuado, ellos engañan a los chilenos, les roban, atrasan y dividen al país. Pinochet cometió una barbaridad : Por ningún motivo debió haber entregado el poder a quienes derrocó, aunque se venga el mundo abajo, la izquierda en Chile debe desaparecer para siempre, el 80 % de jueces y fiscales al mar, esperamos no intoxicar las especies marinas”.

–El Justiciero: “Una verguenza judicial mas, militares que salvaron a Chile del comunismo hoy después de mas de 40 años son enviados a prisión y los terroristas ninguno preso, todos con pensiones de gracia, en buenos puestos de gobierno (tellier y otros), realmente una aberración y abuso de estos gobiernos de izquierda y el ejército en un vergonzoso y cobarde silencio, esto no puede ser, el descalabro en Chile es total…”

–German Palacios: “Deben ser exterminados el 80 % del Poder Judicial en Chile, igual % de Fiscales, y limpiar las instituciones, la izquierda no se atrevió a destruir antes a Chile por temor a los militares, hoy comprobaron que son medio g ay y no hacen nada, Chile debe renacer desde las cenizas, la izquierda sólo hizo barbaridades en Chile, debemos linchar a lo menos 20 mil ratas, que no pueden convivir con la decencia, Yakarta es un buen ejemplo a seguir”.

–Francisco Arancibia: “Nunca he podido entender como un juez, que supuestamente evalúa con ecuanimidad la situación, puede llegar a la conclusión que un frentista armado es una victima y un agente del estado o un soldado un criminal”.

–German Palacios: “La Corte Suprema Zurda debe ser LINCHADA en Pleno, el Gobierno Militar limpió en país de ratas inmundas, y los condenados injustamente son héroes. En Brasil, dónde ningún militar fué preso a pesar que hubo 60 mil terroristas e hdp desaparecidos, se aplicó la receta de liquidar a cada hdp zurdo que se ponga a huevear, sin importar rango, ligerito se les quitó las ganas de buscar huesitos. La situación de Chile es por presumir que podemos tener una Democracia plena, es una barbaridad”.

–Francisco Correa: “Ir presos por matar “frentistas” en otras palabras matar TERRORISTAS… cuanta hipocresía, cobardía e ignorancia en el Chile actual. Todos estos enajenados de izquierda desde Allende buscaban imponer su ideología por la fuerza inclusive mataron y decían que matarían a miles en los 60s y 70s… pero de eso está prohibido hablar. Todavía Chile vive en la mentira de la miserable izquierda”.

OVIEDO EL MANSITO: “Indio cobarde Oviedo ponte los pantalones o RENUNCIA!!! Deja de bailarle los peos a la lesbiana degenerada que te regaló ese puesto. Nos robas $5 MILLONES AL MES junto a los 42 ladrones del ALTO MANDO por hacer NADA. ¿Estás esperando que EEUU ponga orden como lo están haciendo en el resto de Latino América? INDIO COBARDE!!!”

–German Palacios: “El error del chileno es su falta de carácter, no les gusta nombrar las cosas por su nombre, le gusta maquillar los propósitos, Chile necesita un gran baño de sangre, lamentablemente, mientras mas demoremos, va a ser peor, hay odios que se multiplican cada día, debemos confiscar al zurdaje lo que robaron a Chile y luego ejecutarlos, no pueden dejar descendiéntes, ya vimos por haber dejado a MB, esta rata tiene 3 hijos, degenerados, extremistas y sinverguenzas como ella, no se pueden dejar vivos”.

Si estas incitaciones al asesinato y al genocidio se publicaran en papel, habría escándalo nacional y los medios que las acogen caerían bajo el filo del Código Penal y la Ley de Seguridad Interior del Estado. Pero en Chile los comentarios online se consideran parte del difuso e inalcanzable planeta de las redes sociales sin Dios ni ley, vale decir, donde se puede escribir cualquier atrocidad y proferir impunemente las más feroces amenazas al amparo de la “libertad y el derecho a opinar”.

Este supuesto santuario en que los vociferantes estarían inmunes es un mito, pues la Ley de Prensa que fija la responsabilidad de los directores de los medios de información abarca tanto a los medios escritos como a los electrónicos, cuando se refiere a “todo impreso, grabación sonora o producción audiovisual o electrónica realizados en el país y destinados a la comercialización”. El requisito de la comercialización se cumple plenamente, ya que La Tercera Online y Emol, los sitios que divulgan esos “comentarios”, están plagados de publicidad pagada. El Ministerio del Interior y los fiscales podrían denunciar a la justicia —y en realidad tendrían el deber de hacerlo— a los autores y a los responsables de tales medios. En España por ejemplo, en una sentencia ampliamente criticada por su exageración en el sentido contrario, la justicia acaba de condenar a pena de cárcel a una tuitera que hizo mofa del almirante Luis Carrero Blanco, asesinado por ETA en 1973, hace 44 años, cuando era jefe del gobierno del tirano Francisco Franco.

Así como Míster Hyde es el lado oscuro del Dr. Jekyll, esos comentarios “consumidos” gratuitamente por más lectores que las ediciones impresas, dan salida al alma oculta de una parte de Chile, a los nostálgicos que echan de menos los asesinatos, las torturas, las desapariciones de la dictadura de Pinochet. “Sospechoso”, diría un cómico nacional, porque los dueños de los medios periodísticos que publican día a día esos comentarios en sus ediciones en línea saben muy bien que en lo inmediato y a largo plazo están atizando una carga de odio en las entrañas profundas de la sociedad chilena. Al parecer les interesa tener a mano esa carga… por si acaso.

Después de escuchar en el último cónclave de la UDI y en la proclamación de Sebastián Piñera, el “Ce-hache-í… Viva Chile…” seguido por el estribillo “¡Viva Chile y Pinochet!.. ¡Viva Chile y Pinochet!”, nada nos puede extrañar.

El monstruo goza de buena salud y afila los colmillos. Lo tenemos en casa. Ojo.

Nota editorial: El Desconcierto promueve el debate e interacción de las lectoras y lectores con los textos publicados y los comentarios que incitan al odio y la violencia son eliminados desde este mes de abril. Esta acción es una moderación manual de redes sociales y declaramos que hemos establecido recientemente esta política.