Que los partidos políticos están complicados por el refichaje no es novedad. Aún así, no deja de llamar la atención las estrategias comuniacionales que están desplegando para alcanzar la cifra mínima y lograr mantenerse en existencia.

La UDI, por ejemplo, decidió recurrir a un viejo conocido: El ex presidenciable -y formalizado por el caso SQM- Pablo Longueira. El partido publicó un video donde se ve a un Longueira sentado en una escalera junto a un grupo jóvenes, felices por las cifras del refichaje. Entonces lo llama Sebastián Piñera por teléfono para decirle que él también quiere refichar en la UDI.

Entonces, el ex ministro de Economía le envía dos drones con formularios a su casa.

Después aparecen los dos frente a la cámara, con un Longueira que levanta el dedo y dice “y ustedes creían que era broma”.

No, no es una parodia de Kramer, es una campaña real.

Mira el video acá.