La Oficina Nacional de Emergencia (Onemi) entregó un reporte de la situación de emergencia que se vive en el norte del país por el aumento de los caudales, activación de quebradas y desborde de ríos, a raíz de las lluvias en la zona norte del país.

El director del organismo, Ricardo Toro, informó que que en la región de Atacama se registran 120 damnificados, 1.304 albergados y 1.248 aislados; 3 mil viviendas están en evaluación de daños y 9.155 personas se encuentran sin energía eléctrica. Además, el 70% de Copiapó y toda la comuna de Chañaral quedaron sin suministro de agua potable.

Mientras que en la región de Coquimbo, se reportan 1.408 damnificados, 450 albergados y 11.500 aislados; una vivienda destruida y 20 con daño mayor, además 53.950 personas se encuentran sin suministro de agua potable y se mantiene la interrupción de rutas interiores.

Diversas localidades de Tierra Amarilla, Chañaral, Diego de Almagro y Freirina fueron evacuadas. Dada la emergencia, se debió evacuar el Hospital Hospital Jerónimo Méndez Arancibia, de Chañaral, según informa Bío-Bío Chile.

El  director de la entidad señaló que no se ha reportado ningún fallecido producto de la emergencia. La Dirección Meteorológica informa que este sistema frontal está declinando, debido a que ingresó mayormente a territorio argentino.

Las regiones de Atacama y Coquimbo se mantienen en Alerta Roja.