Mónica Rincón vive uno de sus mejores momentos en su carrera. Conocida por sus ácidas editoriales en CNN Chile, hoy asumió como panelista del histórico programa político Tolerancia Cero. En entrevista con la Revista Sábado, Rincón repasó su actual momento profesional, marcado por cómo una mujer se inserta en la TV y su relación con sus hermanos, los políticos Ximena y Ricardo Rincón.

“A las mujeres en televisión nos jubilan antes que a los hombres. Ahora pasa menos, pero aún sucede”, afirmó. Para la periodista se refirió a cómo se aborda el tema físico en las mujeres, usando su propio ejemplo: “La belleza es un tema para la secretaria, la recepcionista, porque si hay dos mujeres, van a escoger a una que tenga mejor aspecto. Hay colegas hombres que si los transformaras en mujeres, jamás estarían en pantalla. Si yo pesara 90 kilos, no estaría donde estoy”.

Rincón también valoró la oportunidad de hacer editoriales en CNN Chile y aprovechó de responder a quienes la critican por lo mismo: “La crítica que más he sentido es que pontificamos. Hay mucha valoración al periodismo independiente, pero hay más crítica a que pontificamos porque creo que efectivamente el periodismo tiene muchos géneros, el de denuncia, investigativo, entrevistas. Y todos tienen derecho a hacer periodismo de opinión”.

Sobre su relación con sus hermanos, la ex ministra Ximena Rincón y el diputado Ricardo Rincón, afirmó que “tengo un conflicto de interés con mis hermanos y eso me inhabilita en algunas cosas (…) No comento política con ellos, no reporteo y no los voy a entrevistar tampoco”.

Un momento particularmente difícil en su carrera, reconoce, fue cuando tuvo que informar que su hermano, el diputado Rincón, estaba envuelto en un caso de violencia intrafamiliar. “Cuando pasó, leí la noticia y transparenté mi relación con él. Obvio que fue muy duro y lo que me haya complicado a nivel personal es mi tema”.

Finalmente, he sabido evitar los costos de ser hermana de...”, reconoció la periodista.