Dirigido por Ignacio Pastrián, realizado por Teatro La Borrasca y producido por Ñire Negro, “Radioteatros del origen” es un proyecto que fue desarrollado durante 15 meses gracias al Fondart regional 2013. Fueron ocho los radioteatros surgidos de este trabajo, los cuales se difundieron por radios regionales. Sin embargo, la apuesta es optimizar el uso de plataformas y redes sociales para que queden a disposición de medios de comunicación, establecimientos educacionales y cualquier persona, puesto que se trata también de una herramienta de comunicación, educación y para disfrutar.

Todos los capítulos comienzan con una breve descripción hecha por Ignacio Pastrián y el antropólogo Mauricio Osorio Pefaur, autor de los relatos, quien consideró relevante, “el tránsito por un proceso de investigación documental y etnográfica, que implicó el estudio y revisión de varias historias hasta elegir las que finalmente inspiraron cada uno de los textos narrativos”. La adaptación dramática estuvo a cargo del actor Miguel Muñoz, quien indicó que “el trabajo de voz fue clave para hacer existir a cada uno de los personajes requeridos por las historias originales”. También los artistas y creadores que colaboraron se involucraron en el proceso de investigación bibliográfica y etnográfica. En tanto, la música y los sonidos utilizados en las producciones fueron realizadas por Héctor Mario Burgos.

Es este un recorrido mágico por las exploraciones para levantamientos cartográficos, por la explotación del ciprés de las Guaitecas, por la Isla de los Muertos más al sur, en el Baker, que narra un episodio triste de esta zona de la Patagonia. Los personajes toman las voces de los primeros pobladores, de la llegada lenta del Estado chileno, y da cuenta de la vida en un sistema donde las empresas concesionarias de tierra regulaban los modos de sociabilidad en el territorio. Sin duda, una selección del sustrato de lo que hoy es Aysén, que invita a reflexionar también sobre sus proyecciones. “Se trata de una iniciativa que busca un compromiso importante con la cultura e identidad, pues apunta a valorar estos saberes y apropiarlos para entender los desafíos y problemáticas que el presente nos impone. ‘Radioteatros del Origen’ es una invitación a viajar en el tiempo, a encontrarnos con un pasado remoto, pero a la vez presente en la vida de los aiseninos”, señaló Pastrián.

“Radioteatros del origen” estará desde ahora en Ivoox, plataforma de contenidos de audio que permite la descarga gratuita desde computadores y equipos móviles a través de la descarga de una aplicación para smartphones. Desde radios comunitarias de la región y del país, hasta usuarios de contenidos digitales, podrán disfrutar de estos ocho episodios de la historia de Aysén. “Muy pronto, además, los Radioteatros del Origen estarán disponibles en formato libro, así el público lector podrá conocer todo el proceso creativo tras este hermoso proyecto”, indicó Osorio.

Los capítulos disponibles pueden descargarse en este link y son los siguientes:

1. El último de los Cherrucué (40 minutos)

Ambientada a fines del siglo XVIII, relata el encuentro de Pedro Cherrucué, un viejo chono, con el navegante español José de Moraleda.

2. La isla inagotable (35 minutos)

Relato que tiene como protagonista a Felipe Westhoff, reconocido empresario del ciprés de las Guaitecas, especie actualmente protegida, cuya explotación significó grandes dividendos para el empresario Westhoff. Esta historia relata su retorno a las Guaitecas, lugar donde hizo su fortuna y que ahora lo hace viajar por la culpa, la nostalgia, el amor…

3. La tumba de Melchor (30 minutos)

Relato sobre la historia de la tragedia obrera de Bajo Pisagua, que da origen a la historia de la Isla de los Muertos, hoy monumento nacional y uno de los sitios turísticos más concurridos de la región de Aysén, donde se recuerda a los obreros chilotes que fueron abandonados en la faena del sector de Río Baker en 1906.

4. Un mensaje para Ciriaco (26 minutos)

La leyenda de Ciriaco Álvarez se extendía por todos los rincones del archipiélago sur austral. Su flota de embarcaciones dedicadas a sacar ciprés para los puertos del norte, era muy mentada a fines del siglo XIX y principios del XX. En este capítulo conocemos a Rosamel, un joven de Chiloé, quien debe emprender un difícil viaje en busca de Ciriaco para darle un mensaje, la vida del famoso ciprecero dependía de la recepción de aquel mensaje.

5. El viaje de Cerafina Paicil (33 minutos)

A través de este relato conocemos, a través del personaje Cerafina Paicil, la historia de las familias de campesinos e indígenas que llegaron a poblar la zona del río Ibañez en el territorio de Aysén a fines del siglo XIX.

6. Voy a morirme en verano (28 minutos)

Carmen Seguel, mujer antigua, una de las primeras pobladoras que llegó al valle Simpson, ha sentido la cercanía de la muerte y comienza a preparar su partida, que está segura será en verano. Esta historia está ambientada en los años ’50 del siglo XX y narra la vida rural en uno de los primeros sectores poblados de la región.

7. Casado en Balmaceda (38 minutos)

En 1929 el Estado recién ha llegado al territorio del Aysén, una de las solicitudes que los pobladores presentaron al Estado de Chile durante los primeros años del siglo XX, sin embargo, los funcionarios llegan a imponer sus criterios, sin respeto, obligando a los pobladores a cumplir la ley bajo amenazas, como ser puestos en la frontera si no se casan. En este capítulo aparece la figura más emblemática a la colonización de Aysén, José Antolín Silva Ormeño, fundador de Balmaceda, quien se enfrenta al funcionario de Puerto Aysén que se comporta como dictador.

8. La persecución (47 minutos)

En 1911 el bandolerismo arrecia en las poco pobladas tierras del Aysén. Desde Puerto Montt es enviado un destacamento en búsqueda de un grupo de bandoleros. Se encuentran con la Sociedad Industrial del Aisén (SIA) que manda en la zona y da cuenta de la vida que vivían los obreros que trabajaban y vivían en estos terrenos.