Desde hace un tiempo, los estudiantes de los Hogares Universitarios de la Universidad de Chile se organizan y movilizan para exigir mejoras en sus condiciones de vida. El programa es parte de una forma de apoyo institucional a los universitarios de regiones que vienen a estudiar a la capital.

“Todos nosotros venimos de situaciones económicas en las que no es posible que tengamos una vivienda personal”, cuenta una de las estudiantes. En los hogares, los residentes pueden entrar en cualquier año y permite que se queden durante el desarrollo formal de la carrera.

Sin embargo, los universitarios están decididos a luchar por mejoras en la infraestructura y calidad de vida al interior de las casas ofrecidas por la U. de Chile. El hacinamiento y las complicaciones de sumar cupos sin espacios finalmente obstaculizan la posibilidad de llevar una vida digna en el lugar donde se desarrollan y estudian.

“En la mañana básicamente hay que hacer fila para poder ducharse”, cuenta otro de los residentes.

Mira el video completo donde exponen sus demandas: